Sentencian a 15 años de prisión a la hija de la Mafia Mexicana

La hija de uno de los líderes de La Eme controlaba varias pandillas en el sur de California
Sentencian a 15 años de prisión a la hija de la Mafia Mexicana
Los "carnales" de La Eme suelen cargar la insignia de una mano con la "M" gravada sobre ella.
Foto: Captura YouTube

Vianna Román, de 39 años de edad, conocida como “Old Girl”, “Prima” y “Female Cousin”, dirigía varias pandillas latinas del sur de Los Ángeles bajo las órdenes de su padre, quien es miembro de alto rango de La Mafia Mexicana en la prisión estatal de Pelican Bay.

Como integrante de la pandilla Harpys Street, Román ejecutaba las órdenes que desde prisión le trasmitía su padre Danny Román, sentenciado a cadena perpetua en 1984 por asesinato en primer grado, cuando ella tenía 9 años de edad.

Roman se declaró culpable de asociación delictiva por lo que fue sentenciada este lunes a 15 años de prisión.

LEE ADEMÁS:

LAPD gastó más de $20,000 en evento de exsicario de La Eme

Quiénes son los que manejan La Eme, la Mafia Mexicana

Desmantelan pandilla Big Hazard en Boyle Heights

La hija del jefe mafioso controlaba más de una docena de pandillas que operan en el sur de Los Ángeles al cobrar impuestos a comerciantes del área y a los distribuidores de metanfetamina, heroína, cocaína y crack, estableció la Fiscalía Federal.

El principal lugarteniente era Manuel Valencia, de 38, autorizado por La Eme para ordenar ejecuciones (“shotcaller”) y encargado de orquestar las actividades diarias de la pandilla Harpys Street.

El año pasado autoridades federales llevaron a cabo un operativo llamado “Roman Empire” que derivó en una acusación por delincuencia organizada en contra de 29 personas, entre ellas Manuel Valencia, sentenciado a 27 años a principios de marzo.

Entre las actividades criminales que incluye la acusación de la fiscalía se encuentra la de conspirar para matar a miembros de pandillas rivales y de un complot para asesinar a un testigo en un juicio contra de pandillero.

Los documentos de la corte indican que Román y Valencia eran los operadores de un esquema de extorsión a los vendedores del Swap Meet Alameda, ubicado en territorio que se adjudica la pandilla de la Calle 38, también controlada desde prisión por Danny Román como cabecilla de La Eme.