‘Ayuda de EEUU a México contribuye a desapariciones’

Padres de los 43 de Ayotzinapa protestan frente a la Casa Blanca
‘Ayuda de EEUU a México contribuye a desapariciones’
Protestas frente a la Casa Blanca
Foto: María Peña / Impremedia

Washington D.C.

Clemente Rodríguez Moreno no ha tenido un solo día de paz desde que su hijo desapareció junto a otros 42 normalistas en Ayotzinapa en septiembre pasado, y lo ha buscado incluso en cuevas.

Curtidos por el sol y la angustia de creerlos vivos, Rodríguez Moreno y otros familiares de los “43 de Ayotzinapa” realizaron hoy una protesta frente a la Casa Blanca para exigir restricciones a la asistencia de EEUU para México y que el gobierno mexicano los entregue vivos.

El mensaje para el presidente Barack Obama es “que no mande recursos a México porque ese dinero está entrenando a policías, a federales y a militares, para desaparecer gente y matando a gente”, explicó Rodríguez Moreno.

El gobierno mexicano ha defendido las acciones de la Procuraduría General de la República e insiste en que ésta ha hecho una investigación “transparente, exhaustiva y apegada a derecho”.

Según datos oficiales, se realizaron 25 averiguaciones previas relacionadas con Ayotzinapa, que contribuyeron al arresto de 104 personas, incluyendo 64 policías de Iguala y Cocula, y 40 civiles de un grupo delictivo en el estado de Guerrero.

Pero, coreando consignas como “Ni con tanques ni metrallas, los padres no se callan”, tanto los familiares como los activistas que los acompañan dejaron en claro que no están satisfechos con la respuesta del gobierno mexicano.

Anayeli Guerrero de la Cruz,  recuerda cómo estuvo hablando por teléfono con su hermano, Jhosivani, una hora antes de su desaparición. Jhosivani acababa de regresar de una actividad y su único plan era descansar el fin de semana.

“Por eso no creíamos cuando nos avisaron que había un problema… ya en la noche, cuando no contestaba su celular, comenzamos a preocuparnos. Estamos hartos de las mentiras”,  dijo Guerrero de la Cruz.

Felipe de la Cruz corrió mejor suerte porque su hijo, Angel Neri, sobrevivió al ataque de la policía que dejó seis muertos, 25 heridos y la “desaparición forzada” de los 43 normalistas el 26 de septiembre de 2014.

Aún así, de la Cruz se ha sumado al movimiento que exige una mayor rendición de cuentas del gobierno del presidente Enrique Peña Nieto, con actos de protestas y la “Caravana 43” que recorre las dos costas y la zona central de EEUU para despertar conciencia sobre la violencia y la impunidad en México.

“Exigimos ante todo justicia, porque no vamos a confiar en el gobierno hasta no ver resultados, y queremos que EEUU revise el Plan Mérida contra los narcos… si dejamos esto en la impunidad y EEUU participa, entonces es cómplice”, explicó a este diario de la Cruz.

“Lo hemos venido diciendo: el caso de Ayotzinapa no puede cerrarse porque hay muchas incongruencias. Haremos lo imposible para que los muchachos regresen  a la escuela; hay 43 butacas vacías que los están esperando”, afirmó.

Hacia NY

Tras su visita a Washington, su grupo continuará su gira por la costa Este con una parada en Filadelfia (Pensilvania) y otra en Boston (Massachusetts).

Posteriormente, los tres grupos de familiares que participan en la “Caravana 43” convergerán en Nueva York el próximo 26 de abril, donde culminarán su recorrido nacional con varios actos de protesta.