La izquierda mexicana llega a las elecciones fraccionada

El próximo domingo 7 de junio se realizan en México elecciones intermedias, y el PRD se enfrentará a sus ex militantes
La izquierda mexicana llega a las elecciones fraccionada
Andrés Manuel López Obrador
Foto: Getty / Getty Images

México.- “Llegamos a ser una izquierda más orgánica que en Europa”, describe con nostalgia Pablo Gómez, uno de los fundadores del Partido de la Revolución Democrática (PRD) que por primera vez desde su fundación en 1988 llegará a las urnas con una competencia ideológica que vislumbra malos resultados.

“Lo que se puede intuir por las encuestas es que el voto de izquierda se va a frgmentar pero seguirá siendo el mismo porcentaje del total en los sufragios que es de alrededor del 25 y 30%”, dijo en entrevista con este diario Khemvirg Puente, analista político de la Universidad Nacional Autónoma de México.

El próximo 7 de junio, los votantes de izquierda tendrán que escoger entre cuatro partidos con “luchas” semejantes: el PRD, el Movimiento de Regeneración Nacional (Morena); el Partido del Trabajo (PT) y Movimiento Ciudadano (MC).

LEA TAMBIÉN: 
– Estallan petardos en sede de autoridad electoral en Puebla
Elecciones en México, candidatos para todos los gustos
“El Bronco”, el candidato que pone de cabeza al PRI
¿Quienes son los desestabilizadores de Guerrero?

Este fraccionamiento es el resultado de seis años de enfrentamientos entre dos grupos de poder al interior de la izquierda que se resume a una lucha de radicales y moderados, Andrés Manuel López Obrador contra la corriente de Nueva Izquierda, encabezada por Jesús Zambrano, describe el politólogo Rosendo Bolivar.

“La ruptura total fue el 9 de septiembre de 2012 cuando Andrés Manuel anuncia que formaría otro partido: Morena”.

Para López Obrador –dos veces candidato presidencial por el PRD- las alianzas con el gobierno de Enrique Peña Nieto para impulsar las reformas estructurales fue la gota que derramó el vaso en una serie de acusaciones mutuas por corrupción y prácticas de clientelismo que tanto criticaron al Partido Revolucionario Institucional (PRI).

Luego vino la desbandada de legisladores y piezas claves en la estructura del PRD hasta que finalmente perdió a su fundador y tres veces candidato presidencial Cuauhtémoc Cárdenas.

Camino por delante

“En adelante, la reconfiguración de la izquierda será gradual y más lenta de lo que muchos pensaban: el PRD todavía tiene fuerza y aunque se dividirá no se verá mortalmente disminuido; será hasta 2018, cuando se verá lo que sigue para la izquierda”, detalló Puente.