El derecho al aborto, tan controvertido como hace 43 años

Las voces a favor y en contra aún persisten en la sociedad estadounidense, quienes luchan porque no lleven a cabo y quienes están a favor

El derecho al aborto, tan controvertido como hace 43 años
El debate sobre el aborto sigue vigente 43 años después de su legalización en Estados Unidos.
Foto: EFE

Hace 24 años que Lianna Rebolledo fue víctima de un secuestro y ataque sexual en Los Ángeles del cual quedó embarazada. “Decidí tener a mi hija y nunca me he arrepentido”, dice Rebolledo, quien a partir de su experiencia creó la organización sin fines de lucro “Amando la Vida” (Lovinglife.org) para dar consejería a mujeres que como ella han sido víctimas de una violación, así como a quienes sufren violencia doméstica o abuso sexual. También apoyan a mujeres que han pasado por un aborto.

Este 22 de enero se cumplen 43 años que, basado en la demanda Roe contra Wade, la Corte Suprema de la Nación legalizó el aborto en Estados Unidos en 1973.

Lianna Rebolledo
La periodista y conductora de Radio Guadalupe, Lianna Rebolledo se ha convertido en una defensora de la vida a partir de que sufrió una violación de la cual tuvo una hija. (Suministada)

Rebolledo dice que la ley que autorizó el aborto no solucionó nada y que tampoco ha garantizado mejores condiciones para llevarlos a cabo porque siguen muriendo mujeres cuando se lo practican.

Lo que hemos visto ahora es que han aumentado los abortos de no nacidos con Síndrome de Down. De cada 10 diagnosticados en el país, nueve son abortados”, se lamentó Rebolledo. “Es interesante, pero contrario a lo que se pudiera creer, el 99% de las mujeres que quedan embarazadas en una violación no abortan. Abortar no te va a sanar el trauma, hacerlo es como sufrir una doble violación”, dice Rebolledo, periodista y conductora de la radio católica Radio Guadalupe.

Según ella, la legalización del aborto en Estados Unidos evitó que más de 56 millones lleguen al mundo.

“Lo más triste de todo es que hemos visto que en los barrios latinos y afroamericanos es donde más clínicas de aborto existen. En una milla por ejemplo, hemos detectado hasta 11. Esto es parte de una estrategia para que la población latina no siga en crecimiento”, opina.

Al tiempo que se conmemora la legalización del aborto, la Iglesia Católica en Los Ángeles llevara a cabo una marcha provida y el evento OneLife LA 2016 este sábado 23 de enero para inspirar a la gente a través de pláticas a defender la vida de los no nacidos, de quienes tienen capacidades diferentes y de los que sufren enfermedades terminales.

Madres que no se arrepienten

Pero hay mujeres que aplauden la legalización del aborto. Alicia Levy, una hispana que se considera no religiosa, dice que no se arrepiente de haber tenido un aborto cuando era ya madre de un bebé de 18 meses. “Era demasiado para mi. Estaba criando a mi bebé, tenía que trabajar y una relación que no andaba bien. No me sentía capaz de tener otro hijo”, dice.

Agrega que no se arrepiente de la decisión y agradece que en el país exista una ley que permita efectuar un aborto de manera segura.

“Fue la mejor decisión que pude tomar. Sentí un gran alivio cuando desperté y hasta quería darle un beso al doctor. La verdad no estaba lista para ser madre de nuevo”, externa Levy, quien años más tarde volvió a ser madre y hoy tiene dos hijos. “Yo veo esta ley como un derecho a decidir y cada quien tomara la decisión que mejor le convenga”, expone.

Abortos a la baja

Según el Instituto de Investigación GuttMacher especializado en temas de reproducción, una de cada tres mujeres en Estados Unidos tendrán un aborto para cuando cumplan los 45 años. El 25% de las mujeres que tienen uno, son hispanas.

En California, las tasas de aborto bajaron entre 1991 y 2011. Para mujeres entre los 24 y 41 años de 44.3% a 23%; y para las que tienen entre 18 y 25 años, la tasa descendió de 26.3% a 16.9% entre 1991 y 2011.

Muchos esfuerzos se han hecho para que organizaciones como Planned Parenthood que tienen clínicas que ofrecen servicios de aborto y control de la natalidad no reciban fondos de los gobiernos.
Muchos esfuerzos se han hecho para que organizaciones como Planned Parenthood que tienen clínicas que ofrecen servicios de aborto y control de la natalidad no reciban fondos de los gobiernos. (Archivo/La Opinión)

Celinda Vázquez, portavoz de la organización Planned Parenthood, dice que si bien ellos proveen servicios de aborto en sus clínicas, la mayoría son de prevención del embarazo.

Estos más de 40 años de la legalización del aborto han sido de una lucha constante contra los esfuerzos por eliminar el financiamiento de los gobiernos, no sólo para el aborto que es una decisión muy compleja, sino para los servicios de control natal. Afortunadamente en California, no han tenido éxito”, indica.

Evento:

One Life LA

Sábado 23 de enero

Parque Grand, 200 N. Grand Ave. en el centro de Los Ángeles

La marcha inicia en la Placita Olvera a las 12:00 p.m.