Venden la pistola con la que George Zimmerman mató a Travyon Martin

Algunos creen que Zimmerman busca beneficiarse de la muerte del adolescente, ocurrida en 2012. Otros piensan que simplemente está ejerciendo sus derechos
Venden la pistola con la que George Zimmerman mató a Travyon Martin
La pistola fue subastada en la página web UnitedGunGroup.com.
Foto: Getty

La pistola con la que mataron al adolescente afroestadounidense Trayvon Martin en 2012 ha sido vendida en una subasta privada, de acuerdo a la página web anfitriona de la venta.

George Zimmerman, el vigilante vecinal voluntario que disparó a Martin en Florida, Estados Unidos, subastó el arma.

La página web anfitriona de la subasta, UnitedGunGroup.com, no publicó el precio final de venta.

La subasta de la pistola ha sido críticada por aquellos que opinan que Zimmerman estaba buscando beneficiarse de la muerte de Trayvon.

Sin embargo, los defensores de los derechos a portar armas aplaudieron al dueño de la pistola por ejercer sus derechos, establecidos por la ley actual de EE.UU.

El homicidio del adolescente negro cometido por Zimmerman, quien fue absuelto luego de que argumentara defensa propia, propició el lanzamiento del movimiento social Black Lives Matter (Las vidas de los negros importan) en EE.UU.

Subasta falsa

UnitedGunGroup.com alojó dos subastas separadas, una para participantes preseleccionados y otra falsa, para el público general.

Baltimore, en el estado de Maryland, EE.UU., recuerda a Trayvon Martin con este mural. Foto: Getty

Baltimore, en el estado de Maryland, EE.UU., recuerda a Trayvon Martin con este mural. Foto: Getty

El sitio web dijo que la oferta pública más alta, de US$138.900, hecha por “John Smith”, no era auténtica.

“Él estaba en la página falsa, teníamos dos subastas al mismo tiempo”, explicó el portal en su cuenta de Twitter.

Otra página web de subasta de armas y otros dos prominentes subastadores se habían negado anteriormente a vender el arma de Zimmerman.

Los intentos anteriores de vender el arma por internet fueron hackeados y se desarrollaron subastas falsas, por lo que la venta se canceló hasta ahora.

La mayor oferta, de US$65 millones, había sido hecha la semana pasada por un hombre que se hacía llamar “Racist McShootFace”.