Piqué le da el triunfo a España en su debut en la Eurocopa

La 'furia roja' abrió hostilidades del Grupo D en Toulouse y resolvió el partido al límite del tiempo tras cansarse de fallar
Piqué le da el triunfo a España en su debut en la Eurocopa
España salva su debut en la Euro 2016 casi en el último minuto.
Foto: EFE

Un testarazo de Gerard Piqué a tres minutos del final, condujo a España a un estreno con triunfo sufrido en el inicio del camino a la defensa de la corona en la Eurocopa 2016 (1-0), ante una República Checa, que se armó en defensa y construyó un muro ante el que La Roja se armó de paciencia para comenzar un gran torneo con triunfo ocho años después.

Nunca había iniciado España en la ‘era Del Bosque’ con triunfo una Eurocopa o Mundial. El partido que marca el pulso en todo el campeonato siempre se le atragantaba y a punto estuvo de volver a hacerlo si no es por Andrés Iniesta y Piqué. Justo el jugador que más debate levantó en la fase de clasificación, silbado en todos los estadios españoles por sus propios aficionados, se disfrazó de salvador y recordó con la mirada perdida a la grada de Toulouse todo lo vivido.

El partido presentó el planteamiento esperado, uno de esos sistemas que ponen a prueba la paciencia de La Roja. La República Checa juntó sus líneas, defendió en veinte metros, entregó el balón y, cuando lo tuvo, pobló una zona donde entendió que podía hacer daño. Siempre tuvo superioridad a la espalda de Busquets. Un mínimo error de concentración le costaría caro a España, que buscó el gol de forma incesante.

Los checos eran conscientes de su menor calidad ante la remodelación de La Roja que posee jugadores que buscan su protagonismo como Nolito, Aduritz, Thiago o Álvaro Morata. El asedio fue mayor en la segunda mitad y España aumentó una marcha en su velocidad. Pero todo fue infructuoso hasta el minuto 87 de tiempo corrido en el área checa donde moría el partido, cuando uno de los innumerables intentos de Iniesta, su centro con guante de seda encontró la subida al ataque de Piqué que cabeceó a la red.

Además, la transición dulce se culminó: nada frenó la decisión tomada por Del Bosque de sentar a Iker Casillas por primera vez en el inicio de un gran torneo desde el Mundial 2002. David de Gea fue titular en el arco español.