Alerta mundial por las superbacterias

Analizan en Nueva York las maneras de enfrentar a las bacterias resistentes a antibióticos que se han convertido en una amenaza de salud global
Sigue a La Opinión en Facebook
Alerta mundial por las superbacterias
Unas 2 millones de personas en Estados Unidos se infectan con superbacterias cada año según los CDC.
Foto: Shutterstock.

Científicos, expertos y médicos de todo el mundo se reúnen este miércoles en la sede de la Organización de Naciones Unidas (ONU) con el fin de analizar la amenaza que representa para la salud pública mundial el avance de la llamada resistencia antimicrobiana o mejor conocida como las ‘superbacterias’.

En el marco de la Asamblea General de la ONU, que se lleva a cabo actualmente en la ciudad de Nueva York, se convocó a una reunión de alto nivel que tiene como fin discutir la alerta internacional causada por la resistencia antimicrobiana, su potencial impacto en la salud mundial y las maneras o estrategias para combatir su expansión.

Las ‘superbacterias’ son cepas de bacterias que se hacen resistentes a los tratamientos con antibióticos tradicionales y otras drogas. Esto ocurre también con otros microorganismos como hongos, virus y parásitos. Como resultado, las medicinas se hacen inefectivas y persisten las infecciones en el cuerpo incrementando la posibilidad de esparcir las mismas a otras personas.

Según el reporte más reciente de los Centros para el Control y Prevención de Enfermedades de EEUU (CDC), cada año estas superbacterias infectan a más de 2 millones de personas y causan la muerte de por lo menos 23,000 pacientes.

“En la reunión de la ONU los gobiernos van a motivar para que se creen más antibióticos, que se controle el mal uso de los mismos y que haya más disponibilidad de estas medicinas en países que no tienen acceso a las mismas”, dijo la doctora Prabhavathi Fernandes, una experta en el área de la microbiología, quien se encuentra en Nueva York participando en las reuniones de alto nivel sobre las ‘superbacterias’.

Fernandes es fundadora y presidenta de Cempra Pharmaceuticals, que actualmente está elaborando el antibiótico Solithromycin, que se encuentra bajo revisión de las autoridades reguladoras de Europa y EEUU para el tratamiento del Community Acquired Bacterial Pneumonia (CABP).

El CABP se encuentra en la lista de 10 enfermedades que están causando amenazas en EEUU por su resistencia antimicrobiana.  Actualmente su resistencia al antibiótico Macrolide, usado muy comúnmente, ha alcanzado un nivel de 50%.

“No te mueres inmediatamente de un cáncer pero la bacteria neumocócica puede matarte en cinco a seis días y la gente no habla de eso, porque en el pasado tenías antibióticos que funcionaban, pero ahora no están trabajando, y las opciones que están disponibles no son efectivas”, dijo Fernandes.

Según explicó la experta, la neumonía bacteriana, como la que afectó a Hillary Clinton en días recientes,  causa la hospitalización de 1.5 millones de personas sólo en EEUU y se dan 10 millones de prescripciones de antibióticos. “Esto significa que mucha gente, incluso de forma ambulatoria está siendo tratada con antibióticos”.

Según reportes de los CDC, debido al alto riesgo de infecciones, los procedimientos médicos que se han vuelto más peligrosos debido a las bacterias resistentes a los antibióticos incluyen diálisis, quimioterapia, cirugías complejas y trasplantes de órganos. Esto también  incluye el tratamiento de la diabetes.

Además, esto aumenta los costos hospitalarios y médicos de pacientes con infecciones resistentes a antibióticos porque los mismos permanecen más tiempo enfermos, requieren tratamientos adicionales y medicinas más costosas.

Según los CDC se estima que en EEUU cada año ocurren más de 80,000 infecciones agresivas por Staphylococcus aureus (MRSA) resistente a la Meticilina, y 11,000 muertes relacionadas con esta ‘superbacteria’ cada vez más común que puede causar infecciones de la piel y, en casos más graves, neumonía o infecciones del torrente sanguíneo.

Además del uso excesivo, incorrecto e innecesario de antibióticos, la doctora Fernandes coincide con los CDC en que un causante principal de la aparición de la resistencia antimicrobiana es el uso industrial de antibióticos en productos para alimentar animales como aves, pescados y ganado, así como para estimular su rápido desarrollo.

La experta también se refirió a la amenaza de que las superbacterias sean utilizadas posiblemente como armas bioterroristas.

Abuso en Estados Unidos

En EEUU los antibióticos se encuentran entre los fármacos más comúnmente prescritos, pero casi la mitad de esas recetas, o bien no se necesitan o no son el mejor curso de tratamiento para el paciente. Esto ocurre comúnmente con virus como el de la gripe, que no se curan con antibióticos. Esto no sólo contribuye a la resistencia, sino que también tiene consecuencias para el paciente en forma de efectos secundarios.

Una amenaza mundial

Según la Organización Mundial de la Salud (OMS), la resistencia antimicrobiana afecta el tratamiento efectivo de varias infecciones causadas por bacterias, parásitos, virus y hongos. Por ello, la OMS considera esto como una seria amenaza a la salud pública global que requiere acción inmediata por parte de todos los gobiernos y sectores de la sociedad.

Se estima, por ejemplo, que globalmente 480,000 personas han desarrollado tuberculosis resistente a antibióticos.

Otras bacterias y virus que se han hecho resistentes son las que causan neumonía, gonorrea, sífilis, clamidia, malaria, influenza, E. coli, faringitis estreptocócica, diarrea y el VIH.