Lo que puedes encontrar en los puestos de control del CBP

Los agentes de la Patrulla Fronteriza no deben hacer preguntas no relacionadas a verificar la ciudadanía de los conductores
Sigue a La Opinión en Facebook
Lo que puedes encontrar en los puestos de control del CBP
La CBP no ha cambiado sus políticas de actuación a raíz de las nuevas órdenes ejecutivas de Donald Trump.
Foto: Archivo / EFE

La Oficina de Aduanas y Protección Fronteriza de los Estados Unidos (CBP, por sus siglas en inglés) lleva décadas utilizando puestos de control en las carreteras para detectar el posible contrabando de sustancias controladas u otros productos o el tráfico ilícito de personas.

Uno de estos controles es el que encontramos en la Interestatal 5 a la altura de San Clemente, al norte de Camp Pendleton. Los conductores que se detengan en este retén pueden sorprenderse al ser cuestionados respecto a su nacionalidad, aunque esto es de hecho algo a lo que están autorizados los agentes – con limitaciones.

La cadena NBC7 contactó recientemente con representantes del CBP para comprobar si habían introducido cambios en sus políticas de actuación a raíz de las nuevas restricciones migratorias de Trump, lo cual negaron.

“Las recientes órdenes ejecutivas del presidente  no han afectado directamente la postura opertiva de los controles de la Patrulla Fronteriza de los Estados Unidos en el sector de San Diego”, escribió el agente supervisor de la agencia Mark Endicott.

Esto significa que los miembros de CBP no deberían hacer más preguntas que las destinadas a verificar la ciudadanía de los viajeros, ni tienen derecho a retenerlos durante un largo período de tiempo sin una causa.

De acuerdo a la Unión de Libertades Civiles Americanas (ACLU, por sus siglas en inglés) los controles solo pueden inquirir breve y limitadamente sobre el estatus de residencia de los conductores o cualquier otro pasajero.

Varias comunidades del condado de San Diego se ubican dentro de la “Zona Fronteriza”, el radio de acción de 100 millas respecto a cualquier frontera enterna de los Estados Unidos en el que puede operar el CBP. Pero en dicha zona y a diferencia de en los controles en la propia frontera, la Patrulla Fronteriza no puede inspeccionar el interior de los vehículos sin “una causa probable” tal como la alerta de un sabueso empleado en la detección de drogas, por ejemplo.

Sin dicha causa, solo pueden revisar el exterior del vehículo. Sí que pueden dirigir al conductor a otro área para recibir una segunda ronda de preguntas e inspección externa.

La ACLU de Arizona ha reunido una lista de directrices disponible online sobre los derechos de los individuos durante estos controles así como en los cruces fronterizos, y recogen además recomendaciones de actuación.