A Marjorie de Sousa le salió el “tiro por la culata” con las pruebas toxicológicas

El primer 'round' legal lo ganó Julián Gil
A Marjorie de Sousa le salió el “tiro por la culata” con las pruebas toxicológicas
Marjorie de Sousa y Julián Gil, cuando eran pareja.
Foto: Araya Diaz / Getty Images

La publicitada separación entre los actores Marjorie de Sousa  y Julián Gil, tuvo un giro inesperado la semana pasada cuando el actor ganó un amparo para evitar realizarse las pruebas toxicológicas y psicológicas que su expareja había exigido al juez.

De acuerdo con la publicación mexicana TVyNovelas, el juzgado admitió el recurso de amparo de Gil ante las medidas promovidas en mayo por la actriz venezolana. Lo irónico del asunto es que ella será la única que tendrá que realizárselas por ahora.

Hay que recordar que sobre Gil se levantó la sombra del consumo de sustancias cuando Marjorie pidió esos exámenes. En respuesta el actor solicitó lo mismo al juez que lleva el caso.

“Eran acusaciones que no venían al caso”, dijo el histrión en declaraciones que recuperó El Gráfico.

“Para mí siempre fue una estrategia legal. Hoy eso me da mucha paz, porque era algo que me denigraba como persona”, agregó. Según el diario, Marjorie aceptó que mintió sobre el supuesto comportamiento violento y consumo de drogas de Gil.

La pareja ha ventilado aspectos muy personales de su vida personal:

El pasado 9 de junio, los famosos se vieron las caras en un juzgado de la ciudad de México en  el primer día del juicio por la manutención y la patria potestad de su hijo, Matías.

Nosotros mismo reportamos las exigencias que hizo la protagonista de melodramas como “Hasta el Fin del Mundo”. Entre otras está una pensión por el 20% de las ganancias de Gil, que pueden ascender a unos $10,500 dólares mensuales.