Ivanka Trump contra las cuerdas por negocios en China

Para los demócratas este no es solo un caso de conflicto de intereses, sus acciones podrían incurrir en lo criminal
Ivanka Trump contra las cuerdas por negocios en China
Crece presión sobre el conflicto de intereses de los negocios de la hija de presidente
Foto: Sean Gallup / Getty Images

Si algo está claro es que ya son tres los miembros del clan Trump que están bajo la lupa de la justicia.

A Donald Trump y Jared Kushner, que enfrentan cuestionamientos por su relaciones con Rusia, se suma el sondeo que hace el Congreso a Ivanka Trump para que explique de una vez por toda cómo se ha lucrado económicamente desde que está en el gobierno favoreciendo sus negocios personales.

En un fuerte movimiento político cada demócrata del Comité Judicial de la Cámara firmó una carta exigiendo a la hija del primer mandatario que diga todo acerca de los múltiples conflictos de interés con respecto a su empresa de ropa y joyas, la cual lleva su mismo nombre.

“Seguimos siendo escépticos de que Ivanka Trump podría haber utilizado y puede continuar utilizando su posición oficial dentro de la Casa Blanca para beneficiar a su intereses privados.” dice la carta dirigida por los miembros demócratas del comité judicial de la Cámara a Abigail Klem, actual presidenta de la marca de Ivanka Trump .

La comunicación hace énfasis en las recientes operaciones de la marca de Ivanka en China, como los recientes informes que muestran que su marca presentó 14 solicitudes de marcas adicionales con el gobierno chino exactamente un día antes de que Trump y ella se reunieran en la Casa Blanca con el presidente de China, Xi Jinping. Cabe notar que todas fueran aprobadas de forma expedita.

En enero, Ivanka había anunciado planes de renunciar como presidente de su marca de moda dejando las operaciones en manos de Abigail Klem, sin embargo se desconoce que si esta es la realidad de lo que sucede en los negocios privados de la hija del primer mandatario.

Reportes preliminares informan que la salida de Ivanka no ha sido completa, y que por el contrario ahora más que nunca está utilizando su posición en el gobierno para favorecerse económicamente, así como para expandir su marca.

Para el comité judicial de la Cámara esto no sólo es poco ético, sino que podría ser también ilegal. “Cada violación intencional de esta norma conlleva una pena de hasta cinco años de prisión”  asegura la carta enviada a Abigail Klem.