Ivanka Trump “miente” sobre su labor en la Casa Blanca

Hay varios temas en los que tiene influencia, pero hay dos en particular donde ha participado activamente: uno el asunto económico y empresarial y otro en cuanto al tráfico de personas.
Ivanka Trump “miente” sobre su labor en la Casa Blanca
Ivanka Trump en un evento en el Departamento de Estado.

La llamada “primera hija” Ivanka Trump miente sobre su verdadera labor en la Casa Blanca.

En diversas ocasiones ha afirmado que ella “se aleja de la política”, que “agacha la cabeza en cuanto a la política“, pero en realidad está más inmersa en ésta de lo que piensa, ya que participa en reuniones para dictar “políticas de gobierno” de la administración de su padre, el presidente Donald Trump.

Hay varios temas en los que la empresaria tiene influencia en temas políticos en la administración federal, pero hay dos en particular donde ha participado activamente: uno el asunto económico y empresarial y otro en cuanto al tráfico de personas.

Sobre el primer asunto, ella misma ha publicado varias fotografías en reuniones en la Casa Blanca con otros funcionarios, así como empresarios y representantes de organizaciones civiles, donde se hablan de proyectos que podría aplicar la administración federal.

En forma concreta, ella impulsó un programa que derivó en una orden ejecutiva de su padre para apoyar proyectos empresariales de mujeres, acuerdo que también suscrito por el gobierno de Canadá, durante la visita del primer ministro Justin Trudeau.

Por otro lado, Ivanka fue invitada por el secretario de Estado, Rex Tillerson, para participar en la presentación del estudio sobre tráfico de personas, un tema que implica necesariamente un esfuerzo político para su lucha.

Aunado a ello, la dependencia con la que participa es la responsable de la política internacional de los Estados Unidos.

Cabe recordar, que Ivanka viajó a Alemania, en una invitación oficial, para participar en un evento relacionado con mujeres empresarias, donde entre otras figuras políticas participaron la lideresa de esa nación, Angela Merkel y la primera ministra inglesa, Theresa May.