Procurador de Los Ángeles presenta cargos a vendedores de detergente ‘fayuca’

Los detergentes y productos farmacéuticos potencialmente mortales se vendieron en una tienda de Pacoima
Procurador de Los Ángeles presenta cargos a vendedores de detergente ‘fayuca’
Hay detergentes que si llegan a ser consumidos por niños, pueden provocar graves problemas.
Foto: Flickr

Vendían detergente de lavandería y jabón falso de la empresa Proter & Gamble (P&G) con el nombre de Tide, Gain, Downy y Dawn. Pero ahora deberán pagar por ese delito.

“Ya sea que se trate de un detergente de lavandería falsificado vendido por Internet o presuntamente falsos y potencialmente mortales productos farmacéuticos vendidos desde una tienda de Pacoima, nuestra oficina continuará reprimiendo los productos falsificados”, dijo el abogado de la ciudad de Los Ángeles, Mike Feuer al anunciar recientemente que su oficina aseguró una orden judicial de 10 años y más de un millón de dólares en sanciones civiles contra dos distribuidores de detergentes y su proveedor que operan en seis ciudades del sur de California, incluyendo Los Ángeles.

“Las falsificaciones arruinan a los consumidores, dañan a las empresas legítimas, afectan negativamente nuestra economía local y pueden poner en peligro la salud pública y la seguridad. Le damos las gracias al Departamento del Sheriff de Los Ángeles por su asociación en este importante trabajo de protección al consumidor”, agregó Feuer.

“Estamos agradecidos por la asociación con las autoridades que comparten nuestro objetivo común de garantizar que los consumidores obtengan la calidad, la seguridad y el valor que esperan, al mismo tiempo que frenan el crimen”, dijo Anne Candido, vocera de de P&G. “En pocas palabras, las falsificaciones engañan a los consumidores, ponen en peligro la salud de los consumidores y son malas para las empresas grandes y pequeñas”.

El caso

El tribunal dictaminó que la acusada, Nancy Flores, y su esposo, Marvin Santiago Caceres, anunciaban y vendían detergente de lavandería y jabón falsificado. Se encontró que los acusados ​​habían cometido 4,910 violaciones de la Ley de Competencia Desleal.

Como resultado, se emitió una orden judicial de 10 años contra cada uno de los acusados, prohibiéndoles poseer o vender productos falsificados o ser empleados por cualquier negocio en el estado de California relacionado con la venta, almacenamiento o posesión de detergente y CDs o DVDs. Además, la Corte aprobó $1,017,000 en sanciones civiles.

En marzo de 2016, investigadores privados identificaron a Flores y Cáceres como los responsables de los anuncios de redes sociales donde ofrecían grandes cantidades de detergente y jabón para platos. En varias ocasiones, investigadores encubiertos compraron múltiples recipientes de cinco galones de detergente. No se cobraron impuestos y no se proporcionaron recibos. Se examinaron los productos y se determinó que eran falsificados, indicaron lsa autoridades.

En mayo, los agentes del Sheriff cumplieron una orden de allanamiento en la casa de Flores y Cáceres y recuperaron 23 cubetas de detergente falso. Una orden de allanamiento posterior en la casa de su proveedor, Fernando Andrade, también produjo 2,557 etiquetas falsas de Tide, Gain y Downy. Además, los agentes del Sheriff descubrieron una operación a gran escala de piratería de CDs/DVDs y más de 2,250 CD’s y DVD’s en la casa de Andrade.

Las autoridades, entre ellos el FBI y la Interpol, han documentado que los ingresos procedentes de la venta de productos falsificados financian el crimen organizado y que los productos falsificados dañan a las empresas legítimas robando su propiedad intelectual. Las ventas falsificadas también privan al público de los ingresos fiscales necesarios para financiar los servicios de la ciudad, incluidos los parques, las bibliotecas y la seguridad pública.

El abogado adjunto de la ciudad, Kevin Gilligan, director del Programa de Lucha contra la Falsificación de la Fiscalía de la Ciudad, manejó el litigio.