Dos pavos que ahora viven una vida llena de lujos

El perdón a un pavo es una tradición anual que consigue salvar a uno de estas aves de acabar en la mesa como cena de la festividad de Acción de Gracias

Guía de Regalos

Dos pavos que ahora viven una vida llena de lujos
El presidente Obama "perdona" el Día de Acción de Gracias nacional en el Rose Garden en la Casa Blanca en Washington, D.C., el 25 de noviembre de 2015.
Foto: Nicholas Kamm, AFP / Getty Images)

Hace dos años que pudieron haber sido sacrificados y servidos como la cena de Acción de Gracias de alguien, pero ahora Honest y Abe viven en libertad en una hermosa propiedad de Virginia, gracias a un perdón presidencial.

Los dos pavos de 40 libras fueron perdonados por el presidente Barack Obama en 2015 y ahora viven en Morven Park, una propiedad histórica de 1,000 hectáreas en el norte de Virginia, junto con su amigo George.

Según informa USA Today, George se crió a la vez que Honest y Abe y es famoso por derecho propio, ya que tocó la campana en la Bolsa de Nueva York durante Acción de Gracias en el 2015.

Su perdón presidencial les ha permitido vivir una vida de ocio y lujo en un lugar conocido como Turkey Hill Farm. Ahora, pasan sus días sin preocupaciones paseando por los terrenos del parque, disfrutando de su alimentación diaria, devorando y entreteniendo a los niños que visitan el parque en excursiones.

Honest, Abe y George son los últimos pavos perdonados por el presidente que viven en esta propiedad. Tater y Tot, los pavos perdonados de 2016, están pasando el resto de sus días en un recinto en Virginia Tech conocido como “Gobblers Rest”. A ellos se unirán los pavos perdonados de este año, Wishbone y Drumstick.

Una buena forma de vivir y estar agradecidos.

¡Feliz día de Acción de Gracias!