Lomachenko domina a Rigondeaux, le quita lo invicto, aunque le perdonan golpes sucios

El ucraniano muestra su gran repertorio; luego el cubano confunde a todos con una presunta lesión de la mano y decide no seguir
Lomachenko domina a Rigondeaux, le quita lo invicto, aunque le perdonan golpes sucios
Vasyl Lomachenko es sujetado de los brazos por Guillermo Rigondeaux, quien no fue rival para el ucraniano.
Foto: Getty Images

 

El ucraniano Vasyl Lomachenko dio un buen show y derrotó al cubano Guillermo Rigondeaux, pero el retiro del legendario boxeador cubano antes del round 7 por una lesión del puño izquierdo luce cuestionable.

Luego de regresar a su esquina tras el sexto asalto, “El Chacal” indicó a la gente de su esquina que algo andaba mal con su mano derecha, según se observó en la repetición. Luego empezó a quejarse de la izquierda y un integrante de su equipo empezó a quitarle los guantes.

“Desde el segundo round ya no podía tirar la mano (izquierda)”, dijo Rigondeaux al ser entrevistado en el ring mientras era abucheado.

Lomachenko (10-1) conservó el cetro de peso superpluma de la OMB mientras le quitaba lo invicto a Rigondeaux (17-1), quien subió dos categorías para esta combate, el primero de la historia entre dos peleadores ganadores de dos medallas de oro olímpicas.

La pelea fue decepcionante y dispareja, con “Loma”, ocho años más joven que Rigondeaux, intentando poner en práctica todo su repertorio y su rival tratando de sujetarlo de los brazos luego de cada intento de combinación. Lomachenko incluso conectó al cubano cuando éste se agachaba.

Pero mientras el réferi Steve Willis sancionó con un punto a Rigondeaux por sus candados a los brazos, le perdonó al ucraniano numerosos golpes de “conejo” y sobre todo un golpe al rostro luego de que el round 5 se había terminado, una flagrante actitud antideportiva que merecía ser sancionada.

Ante los aficionados presentes en el teatro del Madison Square Garden de Nueva York, Lomachenko mostró su impresionante velocidad de manos, gran precisión y mucha actividad. No tuvo rival.

Alrededor de la web