La gran mentira migratoria de Trump que afectará a miles de inmigrantes

Trump asegura que quiere inmigración calificada pero hace más difícil que consigan sus visas de trabajo
La gran mentira migratoria de Trump que afectará a miles de inmigrantes
Se espera el rechazo de cientos de visas H-1B tras órdenes de recrudecer escrutinio
Foto: Jeff Swensen / Getty Images

El presidente Donald Trump se ha caracterizado por tener una retórica migratoria llena de contradicciones.  Por un lado dice favorecer un sistema migratorio centrado en inmigrantes calificados que le aporten a los Estados Unidos, mientras por el otro lado dificulta el proceso en que estos pueden acceder a sus visas de trabajo que los traigan a los EEUU.

No solo el gobierno Trump ha puesto fin al programa que beneficiaba a emprendedores inmigrantes que querían hacer empresa en Estados Unidos, también ha anunciado que finalizará el permiso de trabajo H4 que permite a miles de cónyuges de inmigrantes calificados con visas de trabajo laborar legalmente en EEUU.  Ahora bajo su programa “Compra Americano, Contrata Americano” está empeñado en hacer extremadamente difícil la obtención de las visas H-1B.

Este lunes dos de abril USCIS comienza a recibir las solicitudes de miles de trabajadores inmigrantes que aspiran a obtener su visa H-1B, sin embargo el gobierno ha impartido órdenes a sus agentes migratorios de ser lo más estrictos posibles a la ahora de aprobar o renovar estos permisos de trabajo, lo que ha hecho que expertos y defensores de la comunidad de trabajadores inmigrantes pronostique un gran número de rechazos de esta vital clase de visas, un porcentaje tan alto como el 40% de las solicitudes.

Trump asegura que los trabajadores extranjeros mas allá de sus cualidades extraordinarias dañan los salarios de los estadounidenses. Por su parte los defensores de su retórica antiinmigrante dicen que el gobierno solo está haciendo cumplir la ley, al tiempo que busca una reforma radical del sistema de inmigración.

Este año el gobierno volverá a adjudicar 85,000 visas de trabajo H-1B, las cuales por el gran número de solicitudes, son emitidas en un sistema de lotería.

Mientras que los críticos dicen que esas visas son una forma clara en que las compañías evitan la contratación de ciudadanos estadounidenses, las compañías de ciencia y tecnología aseguran que estos trabajadores extranjeros son claves para su desarrollo ante la escasez de mano de obra calificada en estas áreas.

Entre tanto el gobierno Trump ha decidido aumentar el escrutinio de las solicitudes de visas H-1B, requiriendo que las renovaciones sean presentadas en persona y pidiendo pruebas adicionales de que los trabajadores son necesitados.