La corrupción al interior de “La Migra” no da tregua mientras Trump pide más agentes

Tráfico de personas, robo, soborno, allanamiento de morada, lavado de dinero y declaraciones falsas son algunos de los casos más graves
La corrupción al interior de “La Migra” no da tregua mientras Trump pide más agentes
Se teme que la falta de verificación de antecedentes para los nuevos agentes de "La Migra" resulte en más corrupción
Foto: John Moore / Getty Images

Nuevos registros obtenidos por el Proyecto de Supervisión del Gobierno (POGO) dan luz sobre los casos de corrupción en la Patrulla Fronteriza (CBP).

Desde 2016, ha habido 40 casos de cargos relacionados con corrupción por parte de empleados de CBP, incluyendo 13 desde que Donald Trump asumió el cargo.

En total, 80 agentes de la Patrulla Fronteriza y 127 oficiales de CBP han sido arrestados o acusados ​​de delitos relacionados por casos de corrupción desde 2004.

Los registros muestran que entre febrero de 2017 y mediados de marzo de 2018, los empleados de CBP acumularon cargos por malversación de fondos, tráfico de personas, robo, soborno, allanamiento de morada, lavado de dinero, declaraciones falsas y uso de armas de fuego durante crímenes relacionados con drogas.

A principios de 2016, el Departamento de Seguridad Nacional declaró que los agentes fronterizos corruptos “representan una amenaza a la seguridad nacional” y advirtió que “La Migra” tenía un “proceso disciplinario roto”.

James Tomsheck, el ex jefe de Asuntos Internos de CBP, ha advertido en repetidas ocasiones sobre la corrupción en la agencia. Él sostiene que las investigaciones de antecedentes penales y disciplinarios realizados a los nuevos empleados o aspirantes son muy deficientes.

Los 210 casos de corrupción documentados por POGO son solo aquellos que han salido a la luz y en los cuales la agencia gubernamental ha tomado acciones legales. En 2014, el Consejo Estadounidense de Inmigración publicó datos sobre 809 denuncias de presuntos abusos cometidos por agentes de la Patrulla Fronteriza de 2009 a 2012. En el 97% de los casos, la Patrulla Fronteriza no tomó ninguna medida sobre las quejas.

En 2016, Reveal identificó a 140 funcionarios de CBP que habían sido arrestados o condenados por actos de corrupción, incluidas acusaciones por contrabando de drogas y la trata de personas.

A los expertos les preocupa que una mayor contratación sin una supervisión mejorada empeore la situación. Joshua Breisblatt, analista de políticas del American Immigration Council , dijo en el reporte que en oleadas de contratación anteriores se “vio un gran aumento en el presupuesto para la Patrulla Fronteriza, pero no se vio un aumento correspondiente para la supervisión adecuada de sus agentes”.

Estas cifras llegan en medio de la solicitud del presidente Donald Trump, que a principio de su mandato, pidió que el Congreso le otorgara a la Patrulla Fronteriza los recursos necesarios para contratar a 5,000 nuevos agentes con el fin de aumentar la fuerza de patrulla en la frontera entre Estados Unidos y México.

No obstante para cumplir con la solicitud de contratación de Trump, CBP está externalizando el proceso de verificaciones de antecedentes a empresas privadas para reclutar agentes más rápidamente, lo cual puede generar en menos controles y al corto plazo más casos de corrupción al interior de “La Migra”.

En un comunicado, la directora ejecutiva de POGO, Danielle Brian, dijo: “Sin una supervisión adecuada, la corrupción puede y se propagará como una enfermedad, incluso dentro de las fuerzas del orden.

?>