Candidatos a gobernadores, piezas clave en el futuro de México

El elector mexicano trata de escoger al mejor para gobernador, no importa que no sea del mismo partido político que el del candidato presidencial que prefiere
Candidatos a gobernadores, piezas clave en el futuro de México
Paquetería electoral mexicana.
Foto: Agencia Reforma

MEXICO.- Hace tiempo que Arcelia Arizmendi, oriunda de Medellín de Bravo, en Veracruz, no vota por un partido, sino por el candidato. Husmea aquí y allá, ¿para qué quiere Facebook?, dice: “Ahí puedo ver qué pasa con la familia del aspirante, qué dice con sus fotos, qué promete, los chismes…“

Luego vota: estas elecciones piensa marcar la boleta a favor de Marcos Isleño, del Partido Verde Ecologista para la alcaldía de su municipio. No le gusta Enrique Trejo, de Morena, porque es dueño de una asfaltadora que contamina en la región; en  cambio, sí dará el sí a ese partido con Cuitláhuac García como aspirante a la gubernatura.

“Ya probamos con el PRI, con el PAN y el crimen organizado y las matazones no pararon, a ver si ahora con este cambio“, cuenta Arizmendi, de 26 años, en entrevista telefónica.

Analistas políticos coinciden en que una de las mejores muestras de que el votante mexicano es más democrático es el voto diversificado: ya ha dado muestras y se verá en las elecciones a gobernadores porque, a pesar de que en las encuestas presidenciales el favorito es Andrés Manuel López Obrador, en las ocho gubernaturas en pugna, los datos dicen otra cosa.

“Se cree que definiendo la figura del presidente lo demás ya está ganado, pero no: “, dijo Marcela Arahujo, profesora del centro de estudios políticos de la Facultad de Ciencias Políticas y Sociales, de la Universidad Nacional Autónoma de México.

“Los electores puede tener muy claro a qué coalición quieren para presidente y votar por él, pero al elegir gobierno se van a encontrar con que las coaliciones ya no son las mismas, hay independientes y ya actualmente el electorado tiene más información y consciencia“.

Por ahora,la coalición encabezada por el partido fundado por AMLO cuenta con una intención del voto favorable en la Ciudad de México (con Claudia Sheimbaum), Morelos (Cuauhtémoc Blanco), Tabasco (Adán López)  y Chiapas (Rutilio Escandón) , pero en los otros cinco estados, el voto está en otra cancha.

En Yucatán, a favor del PRI (Mauricio Sahui) y sus alianzas; en Jalisco, a favor del Movimiento Ciudadano (Enrique Alfaro); en Guanajuato los dados están a favor del PAN (Diego Sinhue) y en Puebla no hay consenso entre Morena y el PAN con Miguel Barbosa y Martha Alonso, respectivamente.

Para Francisco Molina Chávez, del centro de estudios políticos en el Instituto Tecnológico Autónoma de México (ITAM), las cartas con las que jueguen los gobernadores frente al próximo presidente de México influirán para que el trabajo de éste pueda consolidar o no sus proyectos. “Lo que pasa en los Estados repercute en la manera de presidir el país, y viceversa; no están desvinculados“, advierte.

El discurso que han dado los candidatos es que no vale la pena votar por un partido para presidente, y por otro para gobernador, por eso los invitan a que sea “parejo”, y en realidad parece que es lo que funciona, pero uno no garantiza otro y el electorado tendrá que elegir muy bien la figura de gobernador, porque es el parteaguas para seguir la misma línea de trabajo en la presidencia y dar continuidad“.