A pesar de los escándalos, buenas noticias para Trump

La aprobación al desempeño del presidente Trump subió a un record histórico del 45%
A pesar de los escándalos, buenas noticias para Trump
Solo George W. Bush tuvo una calificación de aprobación más alta en el Partido Republicano en este momento de su presidencia
Foto: Getty Images

A pesar de los escándalos que envuelven al presidente Donald Trump con sus tratos con Vladimir Putin o sus recias políticas migratorias en la frontera sur, la última encuesta sobre la aprobación de su gestión llegó a un tope record.

Para sorpresa de muchos la aprobación de Trump aumentó a un máximo histórico del 45% con la ayuda del apoyo de votantes republicanos, según el último sondeo publicado este domingo por The Wall Street Journal y NBC News.

La calificación de aprobación de Trump entre los republicanos es del 88%, y el 50% de los votantes dice que manejó mejor la economía que otros asuntos importantes.

De esta forma queda claro que el electorado tiene más en cuenta la economía que cualquier otro factor para determinar su apoyo a Trump.

A pesar que el 44% de los encuestados aprueba la manera en que manejó la cumbre con Corea del Norte, Trump tiene mayores números de desaprobación sobre seguridad fronteriza e inmigración, comercio exterior, relaciones de Estados Unidos y Rusia y familias inmigrantes en la frontera.

En temas migratorios el 55% de los estadounidenses desaprueba la forma en que su administración ha tratado a niños y padres que ingresaron ilegalmente al país y que han sido separados en la frontera sur, mientras que el 51% se opone al trato preferencial que le da Trump a Rusia y a su presidente Vladimir Putin.

Otros resultados de la encuesta del Wall Street Journal y NBC:

El 53% de los encuestados dice que las tarifas recientemente impuestas dañarían al estadounidense promedio
El 45% desaprueba la forma en que Trump maneja el comercio entre los EEUU y sus aliados
El 56% dice que la inmigración ayuda a EEUU más de lo que lo perjudica
El 46% asegura que la investigación sobre el “Rusiagate” por parte del fiscal especial de Robert Mueller sobre debe continuar