El estado de Maine pagará tus deudas de estudios si te mudas allí

La deuda acumulada por los universitarios en Estados Unidos supera los 1.2 billones de dólares

Los graduados que luchan para pagar sus deudas de préstamos estudiantiles, pueden tener una alternativa que le cubra todo el préstamo y les devuelva el dinero que ya invirtieron.

Tan solo hay que mudarse de lugar de residencia, si es que no habitas en Maine.

El estado de Maine ofrece dinero para el pago de las deudas si, como graduado, decides mudarte allí.

La región de Nueva Inglaterra actualmente mantiene la edad media más alta en los Estados Unidos, con 44 años. Entonces, como un medio para persuadir a más jóvenes a ir y fomentar la creación de trabajo, los legisladores expandieron su programa de intercambio de crédito fiscal para incluir a estudiantes de otros estados.

El programa de Crédito Fiscal por Oportunidades Educativas se creó por primera vez en 2008 para disuadir a los jóvenes graduados de trasladarse a otros estados. El crédito también está disponible para cualquier persona que emplee graduados calificados.

El crédito funciona al ofrecer un crédito fiscal por la cantidad de dinero que un residente paga por sus préstamos estudiantiles; por lo tanto, si un graduado joven realiza un pago de $1,800 dólares para pagar su deuda, esa cantidad exacta en dólares se resta del dinero adeudado por los impuestos estatales sobre la renta.

Mejor aún, los estudiantes que se especializaron en ciencias, matemáticas, ingeniería o tecnología, pueden estar exentos del pago total de impuestos estatales.

La exitosa iniciativa contemplaba un número limitado de graduados incorporados al trabajo hasta el momento, por lo que los legisladores decidieron ponerlo a disposición de los graduados de todo el país quieran mudarse allí.

“Esta es una inversión financiera sustancial por parte del estado, muchos millones de dólares”, dijo a CNN Nate Wildes, director de compromiso para la iniciativa de empleo. “Reconocemos que los préstamos estudiantiles son una gran carga financiera y emocional. El mensaje que queremos dar es que valoramos la inversión que los estudiantes hicieron en sí mismos, ahora nos gustaría poner a trabajar ese talento y premiarlos no solo con un trabajo sino también el alivio de la deuda estudiantil”, agregó.