Huelga de maestros en Los Ángeles más cerca que nunca

LAUSD se prepara con maestros substitutos

Huelga de maestros en Los Ángeles más cerca que nunca
El Sindicato de Maestros dice que la creación de tantas escuelas chárter afecta a la comunidad. /archivo
Foto: @UTLAnow / la opinion

Después de negociaciones fallidas para un nuevo contrato entre el Sindicato de Maestros de Los Ángeles (UTLA) y el Distrito Escolar Unificado (LAUSD) es muy probable que el año nuevo comience con una huelga que afectaría a miles de estudiantes.

Ante esta situación, el LAUSD ya comenzó la contratación de unos 400 maestros substitutos que llenarían las vacantes de los profesores mientras dure el paro laboral.

Tras meses de desacuerdo, en septiembre el LAUSD envió una oferta al UTLA que incluye un aumento del 6% a los maestros y una reducción en el tamaño de las clases en el 90% de las escuelas, lo que equivale a 15 escuelas secundarias y 75 escuelas primarias de comunidades de bajos recursos.

Un voto a favor de la huelga no significa un paro laboral inmediado, sino que le da a los directores del sindicato el poder de llamar a un paro de labores. (@UTLANow)
Un voto a favor de la huelga no significa un paro laboral inmediado, sino que le da a los directores del sindicato el poder de llamar a un paro de labores. (@UTLANow)

No obstante, UTLA rechazó la propuesta y amenaza con una huelga para el 10 de enero – tres días después del retorno a clases – si no se llega a un nuevo acuerdo. UTLA ha dicho que no planea más negociaciones con el Distrito Escolar.

UTLA también criticó al superintendente Austin Beutner por haber enviado la propuesta de contratar maestros subtitutos a publicaciones como Los Angeles Times, antes de ser enviada al equipo de negociación del sindicato que representa a 35,000 profesores.

UTLA exige una reducción alumnos por clase, más presupuesto a los centros educativos, aumento de la cantidad de consejeros estudiantiles, psicólogos, enfermeras, bibliotecarios y trabajadores sociales, y un aumento salarial de 6.5 %, entre otros aspectos.

Pero muchos que están en medio de todo este problema ni siquiera saben que pueden ser afectados.

“Yo no sé nada y normalmente cuando nos avisan nos mandan una notificación por correo, pero como ahorita están de vacaciones no creo que lo hagan”, dijo Andrea Sánchez quien tiene una hija que cursa el segundo grado en una escuela del LAUSD.

Agregó la situación le afectaría ya que si los niños se quedan sin escuela, no tendría dónde dejar a su hija mientras ella trabaja.

“Vivimos en Thousand Oaks, pero como yo trabajo en Mission Hills, allá va ella a la escuela”, aseveró Sánchez.

La semana pasada el superintendente Beutner dijo que el Distrito continua “en la mesa de negociaciones” aunque también se está preparando para la ausencia de los educadores al contratar a aproximadamente 400 maestros sustitutos e instrucción alternativa para los estudiantes.

Si se llegara a dar la huelga esta sería la primera del LAUSD en 30 años y puede afectar directamente a cientos de escuelas. LAUSD es el segundo distrito escolar más grande de la nación.

“Hemos contratado sustitutos, hemos hecho planes para alternar los currículos de estudio para los días en que haya una huelga, pero nuestro objetivo es asegurarnos de que las escuelas estén seguras y abiertas para que los niños continúen aprendiendo”, dijo Beutner el jueves al Daily News. “Mi preocupación ante todo es la seguridad y el bienestar de nuestros estudiantes”.

El UTLA esta en rotundo desacuerdo con el contrato de reemplazos.

“En realidad representamos a los sustitutos y pensamos que sería ilegal que el distrito los contrate fuera del distrito”, dijo Jeff Good, director ejecutivo y copresidente del equipo de negociación de UTLA.

El presidente del UTLA, Alex Caputo-Pearl, añadió que el sindicato ha tomado una serie de medidas de preparación para la huelga y pidió a los padres que consideren la posibilidad de mantener a los estudiantes en casa o unirse a las protestas en caso de un paro laboral.

“Nuestros miembros, en su gran mayoría, nos apoyan y dan energía con la postura que estamos tomando después de años de dar golpes al estómago y la mandíbula”, dijo Caputo-Pearl.

Según los miembros del sindicato, en el caso de una huelga, los maestros deben presentarse en las escuelas alrededor de las 7:00 a.m. para hacer manifestaciones y luego de nuevo por la tarde al acabar las clases.

“El rumor es que aparentemente el distrito está contratando a substitutos a una tasa muy rápida y les paga de 400 a 500 dólares por día para cruzar las líneas de piquete, y eso es mucho más que ganamos”, dijo al Daily News, Kimberly Slater Haim, maestra de jardín de niños y miembro de UTLA.

El LAUSD dijo que no tiene comentarios adicionales, pero que tienen como prioridad mantener a los niños seguros y en las escuelas.