ADN permite la captura de sospechoso de brutales violaciones en el condado de Orange

El hombre arrestado es sospechoso de cometer múltiples violaciones, incluso la de una niña de 9 años, en la década de los 90
ADN permite la captura de sospechoso de brutales violaciones en el condado de Orange
Kevin Konther es sospechoso de múltiples violaciones sexuales.
Foto: Departamento del Sheriff del Condado de Orange

Más de 20 años después de las brutales violaciones de una niña de 9 años y una mujer en el Condado de Orange, en California, los oficiales del sheriff arrestaron a un sospechoso vinculado a estos crímenes través de pruebas de ADN, dijeron las autoridades en un comunicado, el viernes.

Kevin Konther, de 53 años, fue arrestado después de que el Departamento del Sheriff del Condado de Orange trabajara con el FBI para rastrearlo utilizando pruebas de ADN recopiladas en la escena de ambos delitos, que ocurrieron con una diferencia de dos años y medio, dijeron las autoridades. Será procesado el lunes.

Ambas víctimas parecen haber sido atacadas al azar, ya que Konther las agarró por la espalda y las asaltó en áreas públicas, según las autoridades.

Los fiscales han dicho que es posible que haya otras víctimas y la investigación sobre Konther está en curso.

Otros casos de crímenes con décadas de antigüedad se han resuelto usando “tácticas similares” a las utilizadas para rastrear al asesino del Estado Dorado (Golden State Killer), acusado de asesinatos y violaciones en toda California, dijo el viernes a KTLA el alguacil del condado de Orange Don Barnes.

Pero en este caso, la evidencia de ADN estaba inicialmente vinculada a dos hombres.

“En un giro inesperado de eventos, el perfil de ADN condujo no solo a un individuo sino a dos hermanos gemelos”, dijo Barnes.

El jueves por la mañana, Konther y su hermano fueron arrestados en sus respectivas casas en Highland, dijeron las autoridades. Tras una investigación adicional, las autoridades identificaron a Kevin como el verdadero sospechoso, y lo encerraron en la cárcel del condado de Orange. Su hermano fue liberado.

Kevin Konther está detenido con una fianza de $1 millón de dólares.

La víctima de 9 años de edad caminaba a casa luego de comprar útiles escolares en una tienda de conveniencia en Lake Forest la noche del 21 de octubre de 1995, cuando fue atacada poco antes de las 7 p.m., dijeron las autoridades.

Fue “agarrada por un hombre desde atrás y arrastrada desde la acera a una zona boscosa cercana”, dijo Barnes a los periodistas.

“Se vio obligada a desvestirse y fue violada”, dijo Barnes.

Konther también obligó a la niña a realizar actos sexuales, mientras la agredía violentamente dentro de una zona boscosa de Serrano Creek Park, dijeron los oficiales del alguacil.

Corrió a casa desnuda y se lo contó a sus padres, quienes luego informaron el ataque a la policía, dijeron los funcionarios.

La víctima adulta, una mujer de 31 años, corría en Mission Viejo cuando las autoridades dicen que el sospechoso la secuestró y agredió.

Fue alrededor de las 11:30 a.m. del 2 de junio de 1998, y la víctima se encontraba en un camino cerca de El Toro Road y Marguerite Parkway cuando la agarraron por detrás, dijeron las autoridades. Luego la metieron en unos arbustos cercanos y la violaron.

El sospechoso huyó de la escena. La víctima le contó a un transeúnte sobre el asalto y se informó a las autoridades locales.

En ambos casos, se recopilaron pruebas de ADN y los investigadores trabajaron enérgicamente para encontrar al violador en las bases de datos de la ley, dijo Barnes. La víctima menor de edad logró brindar suficiente información para ayudar a las autoridades a armar un boceto que se lanzó al público en general.

Pero ambos casos eventualmente se enfriaron, por falta de pistas.

“Han tenido que vivir con esto durante dos décadas, probablemente siempre mirando por encima del hombro”, dijo el fiscal de distrito del condado de Orange, Todd Spitzer.

Tras el arresto de Konther, a ambas víctimas les dijeron que había sido detenido, según Barnes.

“Ella se sorprendió”, dijo Barnes sobre la víctima que solo era una niña cuando fue atacada. Describió a la otra víctima como “eufórica” ​​al escuchar el arresto de Konther.

Según los fiscales, se espera que se presenten múltiples cargos por delitos graves contra Konther el lunes. Spitzer dijo que Konther podría enfrentar una sentencia máxima de 125 años a cadena perpetua si es declarado culpable de los cargos que actualmente se presentan en su contra.

Pero otros cargos criminales también podrían presentarse más tarde, con la posibilidad de que haya otras víctimas, dijo Spitzer.

“Esta es unaa definición de depredador sexual”, dijo el fiscal a los periodistas el viernes. “Esta es una definición de una persona que se aprovechó de mujeres inocentes … mientras estaban viviendo sus vidas cotidianas y las victimizaron brutalmente”.