500 personas acuden a un elegante funeral de un cocodrilo

Los cocodrilos pueden vivir por muchos años
500 personas acuden a un elegante funeral de un cocodrilo
El cocodrilo emergió de las aguas durante el bautizo.
Foto: Pixabay

Aunque la mayoría de las personas podrían tener miedo de un cocodrilo gigante, este reptil en particular siempre ha sido considerado alguien querido de su pueblo.

Esta semana, el animal murió por causas naturales a la edad de 130 años. Una pérdida que todo el pueblo sintió tanto que decidió darle un funeral digno de un rey.

El cocodrilo, llamado Gangaram, había crecido hasta tener casi 10 pies de largo (3 metros) en el momento de su muerte. A pesar de su tamaño un tanto intimidatorio, los residentes indios de la aldea Bawamohatra, en Chhattisgarh, adoraban al reptil gigante.

“Incluso los niños de la aldea podían nadar a su alrededor y Gangaram nunca lastimó ni atacó a nadie”, dijo uno de los aldeanos a Hindustan Times. “Gangaram no era un cocodrilo, sino un amigo y una criatura divina”.

“Incluso comía arroz, que le servían los aldeanos y los niños”, se lee en el mencionado medio local. “Gangaram fue muy comprensivo. Si veía a alguien nadando cerca de él, solía ir al otro lado del estanque”.

Una vez que las autoridades locales pudieron determinar la causa de la muerte de Gangaram, respetuosamente devolvieron su cuerpo a los aldeanos para que pudieran realizar sus últimos ritos.

Su cuerpo fue llevado al río en un tractor adornado con guirnaldas de flores y adornos, y más de 500 personas asistieron a su funeral.