¿Cómo se realiza la histeroscopia ambulatoria para examinar el útero en las mujeres?

La histeroscopia ambulatoria puede aplicarse en una consulta ginecológica y no necesita anestesia o cortes quirúrgicos
¿Cómo se realiza la histeroscopia ambulatoria para examinar el útero en las mujeres?
Foto: shutterstock

La histeroscopia consiste en una evaluación uterina a través de un histeroscopio (que contiene cámara de vídeo y luz), para descartar o tratar patologías dentro del útero o el canal cervical.

Con más de 140 años en práctica, la histeroscopia muestra una imagen más clara del útero que cualquier otro exámen físico: radiología o ecografía.

¿Cómo se realiza?

A través de un histeroscopio, que contiene una cámara conectada a un monitor, y luz para observar con claridad en el interior; el doctor ingresa por la vagina hacia el útero para detectar cualquier anomalía (pólipos, mal formaciones o tumor).

Para expandir el camino hacia el útero, se aplicará solución fisiológica o gas CO2. Y las imágenes o el vídeo que se muestra en el monitor, pueden ser guardados en un disco.

histeroscopia
Foto: Shutterstock

Este examen es recomendado para mujeres con infertilidad, cambios drásticos en la menstruación o cuando se han hecho otro examen que muestra alguna anomalía en el útero y el doctor necesita descartar posibles enfermedades.

Por otro lado, cuando la histeroscopia es utilizada para tomar muestras de biopsias o extirpar malformaciones, se le conoce como histeroscopia quirúrgica.

La intervención debería tardar menos de 1 hora, y por el tamaño del histeroscopio (3mm) el procedimiento será indoloro para la paciente.

Tu médico debe explicarte todo sobre la histeroscopia antes de comenzar; y, por supuesto, saber la fecha de tu última menstruación, si has presentado dolor en la zona vaginal, si estás utilizando anticonceptivos, entre otros.

Mientras más sepas sobre este examen, más cómoda te sentirás durante la intervención.