Cómo saber si la suspensión de tu auto está dañada

Si escuchas ruidos inusuales cerca de las llantas mientras conduces debes poner atención, pues el sistema de suspensión podría estar dañado

La suspensión se encarga de dar estabilidad al auto y brindar un manejo suave en carretera
La suspensión se encarga de dar estabilidad al auto y brindar un manejo suave en carretera
Foto: Pixabay

Los baches, topes, piedras e incluso el paso del tiempo y el uso que se le de a los autos, provocan que comiencen a surgir ruidos extraños en la suspensión y por lo tanto la experiencia de manejo sea menos placentera y el auto tenga menos adherencia al suelo.

Todos los golpes que reciben las llantas al circular en un terreno difícil afectan directamente a la suspensión, provocando un deterioro de las piezas y en determinado plazo su avería por completo.

Es importante saber identificar el origen de los ruidos de la suspensión y aquí te decimos qué hacer de acuerdo con José Luis Martínez, ingeniero en sistemas automotrices del Instituto Politécnico Nacional, quien fue entrevistado por el portal especializado en autos Atracción 360, quien explica cómo actuar al momento de detectar estas anomalías.

“En la suspensión encontramos varios tipos de ruido, pero existen tres que son los más habituales. El primero asemeja el sonido de una cama vieja al sentarse o moverse y suele ser por un desgaste en los silentblocks de las barras estabilizadoras, es decir, las gomas de la parte delantera o trasera”, explicó el especialista.

Este ruido es fácil de escuchar al pasar por un tope o vado aunque, en casos extremos, podremos escucharlo al subirnos al vehículo.

“El segundo ruido es similar a un golpe seco. Se puede escuchar tanto en la compresión como en la expansión de la suspensión. Este ruido puede proceder por la holgura de las rótulas de suspensión, la rótula de la dirección, tirantes de suspensión e incluso de los anclajes de las barras estabilizadoras”, agregó el ingeniero Martínez.

Si se percibe un tercer ruido, este puede proceder de las copelas o cuello del amortiguador, piezas que conectan al amortiguador con la carrocería, la cual tiene la misión de absorber las fuerzas generadas por la amortiguación de los impactos.

Si escuchas cualquiera de estos tres ruidos en tu auto al circular por las carreteras es importante acudir de inmediato con el mecánico para reparar y/o ajustar las piezas del sistema y evitar que se siga dañando as sí mismo o a otros componentes del auto.

**********