Las 10 comidas más representativas de la gastronomía mexicana

La mayoría de los platillos mexicanos más populares tienen orígen prehispánico

La gastronomía de México es vasta y muestra una enorme riqueza cultural. Tiene gran valía, que incluso fue declarada Patrimonio Inmaterial de la Humanidad en 2010 por la UNESCO.

Muchos de los platillos reconocidos mundialmente, fueron creados durante la época prehispánica y siguen siendo preferidos en nuestros días. También hay otras preparaciones que son muestra del mestizaje e influencia de otras culturas como la española, la africana y de Medio Oriente.

Son muchos los platos que son representativos de la comida mexicana, te dejamos una muestra de 10 de ellos

Chilaquiles

Foto: Wotancito/Creative Commons

Los chilaquiles son uno de los desayunos favoritos de los mexicanos. Su nombre viene del náhuatl, chilli, chile y aquilli, metido en, lo que significa metido en chile. Son tortillas de maíz cortadas, fritas y empapadas en salsa caliente. Un platillo que se decora con rebanadas de cebolla, queso y crema; pueden contener carne de pollo o incluso bistec de res. Los más populares son los chilaquiles rojos y verdes.

Tacos

Foto: dfrank4570/Pxhere

La costumbre de comer tacos data de la época prehispánica, tras las largas jornadas de trabajo necesitaban contar con un alimento que los nutriera y diera fuerza, pero que a su vez fuera fácil de llevar. Se inventó el enrollar la comida en las tortillas de maíz, y así nació el taco.

Existen muchos tipos de tacos, con diferentes tipos de carne, acompañados de salsas y suelen llevar cebolla y cilantro.

Entre los más populares están los de canasta, ahogados, al carbón, dorados, de pibil, pero sin duda  los mundialmente famosos son los tacos al pastor.

Mole

Foto: Shutterstock

El mole también es de origen prehispánico. Su nombre proviene del náhuatl, mulli significa salsa o guiso. Los indígenas mezclaban varios chiles con semillas de calabaza, hierba santa y jitomate para crear el mulli, esta era acompañada normalmente con carne de guajolote, aunque también se usaba la carne de pato o armadillo y era servido en ceremonias como ofrenda a los dioses.

Con el paso de los años las salsas se fueron modificando y adaptando a los nuevos ingredientes y técnicas culinarias. Existen más de 30 tipos de mole de diferentes olores, sabores y texturas. Entre ellos: el mole poblano, mole de boda, mole de xico, mole verde y mole de olla.

Tamales

Laura Sorrensen/PxHere

La palabra tamal es de origen náhuatl y significa envuelto.

En México existe una enorme gama de tamales, más de 500 tipos señala la Secretaría de Relaciones Exteriores. El zacahuil es considerado el tamal más grande,  llega a medir hasta cinco metros de largo y en algunas ocasiones puede llevar hasta un guajolote entero.

En cada región se preparan de forma diferente, los hay dulces y salados, con una gran variedad de salsas y rellenos. Se envuelven en diferentes hojas vegetales, las más usadas son las de plátano y maíz.

Pozole

Raul Ramírez/Creative Commons

El pozole es uno de los platillos más representativos de la gastronomía mexicana y tiene origen prehispánico, degustado en ceremonias de los aztecas. Su nombre de origen náhuatl, significa “espuma”, porque se prepara con granos de maíz llamado cacahuazintle que cuando hierven se abren como flor.

Existen una gran variedad de pozoles cuya preparación varía de acuerdo a la región. Hay verde, blanco y el rojo, siendo éste último el más popular.

Enchiladas

Foto: Alfonso Charles/Pixabay

Tortillas de maíz con salsa de chile y que pueden servirse enrolladas o dobladas; con o sin relleno y adornadas con cebolla, crema y queso.

Hay muchos tipos de enchiladas, de diferentes colores y salsas. Las más populares son las de mole (también llamadas enmoladas), las verdes y las rojas.

Enfrijoladas

Son un platillo sencillo pero lleno de sabor, las enfrijoladas incluyen tres de los ingredientes básicos de la cocina en México, maíz, frijoles y chile.

Tortillas de maíz sumergidas en caldillo espeso de frijoles machacados o molidos, que al servirse se bañan con más frijoles y decoran con queso, crema y cebolla. Se pueden servir sencillas o rellenas ya sea de queso, huevo, pollo, jamón, chorizo, longaniza o chicharrón.

Chiles rellenos

Foto: Alejandro Linares Garcia-Creative Commons

Especialidad de la comida mexicana que consiste en un chile, relleno de picadillo, queso, pollo u otro alimento. Pueden ser capeado o sin capear, frío o caliente. Se rellenan diferentes tipos de chile, como el poblano, jalapeño y chipotle. Puede servirse en caldillo de jitomate o seco, acompañado de arroz y tortillas.

Chile en Nogada

Foto: Shutterstock

El Chile en nogada es el primer plato del México independiente, una receta que refleja el mestizaje. Se sirvió por hace 197 años para recibir a Agustín de Iturbide en su paso por Puebla. Es un chile tatemado que acoge una preparación de carne de cerdo desmenuzada al que se le añaden frutos moriscos y especias indias, bañado con una salsa tersa de nueces castellanas, lácteos y vino de jerez servido en un plato de Talavera.

Guacamole

Foto: Shutterstock

El guacamole se ha convertido en una de las salsas mexicanas, más conocidas a nivel mundial. Se consume como acompañante en cualquier tipo de tacos o como guarnición en las comidas, junto con el arroz y los frijoles. Se prepara con aguacates maduros machacados que se mezclan con chile verde, cebolla y cilantro. Existen algunas variantes según las regiones en las que se prepara.