El cambio que Joe Biden plantea para beneficios de Seguro Social de jubilados

El demócrata pretende que los adultos mayores tengan más poder adquisitivo
El cambio que Joe Biden plantea para beneficios de Seguro Social de jubilados
El demócrata Joe Biden.
Foto: JIM WATSON / AFP / Getty Images

Uno de los planes del candidato demócrata Joe Biden si llega a la presidencia es cambiar la manera en que se calcula el aumento anual de los beneficios de Seguro Social que reciben los jubilados en Estados Unidos.

El plan económico del exvicepresidente indica que el incremento sería calculado basado en el Índice de Precios de Consumidor para Adultos Mayores (CPI-E) en lugar de usar el Índice de Precios de Consumidor para Asalariados Urbanos y Trabajadores Administrativos que se usa en la actualidad.

Relacionado: Beneficiarios de Seguro Social entre los cuatro grupos a los que el IRS le “debe” cheque de estímulo

El objetivo de la medida de Biden es que se vincule a los jubilados a un Índice que siga los hábitos de consumo de los adultos mayores, quienes gastan más dinero en salud y vivienda, que en educación y ropa, como ocurre con los asalariados urbanos.

Diferencia en los gastos de jubilados y la población asalariada.
Diferencia en los gastos de jubilados y la población asalariada.Cortesía Seguro Social

Esto llevaría a que el ajuste anual por costo de vida lleve un poco más de dinero a los jubilados. Un análisis de la Oficina de Rendición de Cuentas del Gobierno encontró que si CPI-E se usara durante un período de 30 años en lugar de CPI-W, un jubilado que hubiera ganado el salario promedio nacional recibiría $100 dólares más en sus pagos mensuales.

Relacionado: Beneficios de Seguro Social se mantendrían igual en 2021

Los críticos de la propuesta aseguran que esto llevaría a un aumento en el costo del Seguro Social, lo que obligaría al Estado a buscar otras fuentes de financiación. Políticos conservadores aseguran que este cambio llevaría a un incremento en impuestos.

Estudios de grupos que defienden los derechos de los jubilados han demostrado que esa población ha perdido poder adquisitivo en las últimas dos décadas.