Encuentra $130,000 dólares con un detector de metal

Las monedas tienen un gran valor histórico
Encuentra $130,000 dólares con un detector de metal
El hombre dividirá la fortuna con el dueño del terreno donde encontró el tesoro.
Foto: photo-graphe / Pixabay

Un hombre no podía creer su suerte al encontrar, gracias a su detector de metales, un gran tesoro. Ni siquiera tuvo que ir muy lejos o buscar en kilómetros y kilómetros de playa. Lo encontró en el bar detrás de su casa.

Luke Mahoney, de 40 años, ha estado viajando por el mundo en busca de metales preciosos durante los últimos 10 años.

El experimentado buscador dirige su propia tienda de detectores de metales, Joan Allen Electrics, en su ciudad natal , en Suffolk, Reino Unido, donde ha vivido con su esposa y sus tres hijos durante los últimos cinco años.

No esperaba que, con tantos viajes en su memoria recorriendo el mundo en busca de tesoros, el mayor de todos lo iba a encontrar en el bar Lindsey Rose, cerca de su casa.

Ahí encontró unas monedas que tenían un valor equivalente a unos $130,000 dólares, son monedas de plata de la era de la guerra civil.

Mahoney salió con dos amigos, Dan Hunt y Matt Brown,. Fue en el campo detrás de su pub local que encontró las monedas, después de convencer a los propietarios, sus amigos, Charlie Buckle, de 26 años, y su padre James, de 55, para que los dejaran buscar allí.

Según informa The Mirror, Buckle, el dueño, afirma que estaba almorzando el domingo con su familia cuando recibió una llamada de Luke diciendo que había encontrado algo especial.

Él dijo: “Luke se emociona bastante por todo lo que encuentra, así que al principio le dije ‘sí, está bien’. Pero luego siguió sonando y me dijo que tenía que bajar y ver qué había encontrado”.

El campo de 15 hectáreas donde encontraron las monedas había sido arado recientemente. El proceso parece que logró romper una olla de barro enterrada a 2 pies bajo el suelo.

Encontró 1,061 monedas de plata que datan de algún momento entre el siglo XV y el XVII.

Después de hablar con varios expertos e historiadores, la teoría más popular fue que las monedas habían sido enterradas en el campo por un rico terrateniente que peleó en la Guerra Civil inglesa.