La Opinión recomienda: vote sí a la Proposición 16

La Opinión recomienda: vote sí a la Proposición 16
Estudiante universitaria en California.
Foto: AFP / Getty Images

Hace 24 años los votantes de California aprobaron la eliminación de la acción afirmativa por considerar que le daba ventajas a los alumnos de minorías, sin necesariamente ayudarlos académicamente.

Después de tanto tiempo está claro cuán equivocado fue esa apreciación.

En esta elección se puede corregir ese error votando a favor de la Proposición 16. Es necesario hacer el cambio porque los tiempos son distintos. Hoy sabemos que el impacto que tuvo no fue el que se dijo que iba a causar.

La Proposición 209 se llamó la Iniciativa de Derechos Civiles. Llegó en una época en que un sector de los californianos miraban con recelo los cambios demográficos, y los políticos estatales aprovechaban la inquietud como hoy ocurre a nivel nacional. La iniciativa quiso enfrentar una cuestión racial prohibiendo hablar de afroamericanos y latinos.

Su predecesora fue la infame Proposición 187 que elimina el acceso a la salud y la educación para los indocumentados. Los tribunales la prohibieron y los votantes han ido revirtiendo las leyes y medidas de mano dura contra la delincuencia que son de la misma época .

La Proposición 16 no permite cuotas especiales. Sigue la norma de la Corte Suprema de Justicia que permite la acción afirmativa basada en la raza en la educación superior y la contratación del gobierno una ley. Autoriza una política o programa cuando sirve para un interés estatal y sea realizado para cumplir con ese interés.

Es cierto que más estudiantes negros y latinos han sido admitidos en el sistema de la UC desde 1996, pero no a una tasa de propiedad que representa la diversidad del estado. La disparidad racial y etnica entre los profesores es aun peor.

No es una gran sorpresa. Hay un racismo institucional que es responsable, junto a otros factores, de que el porcentaje de  latinos en las universidades está muy por debajo de proporción estatal. Los análisis muestran que a pesar de las altas inversiones de recursos humanos y financieros en muchas áreas, la UC no recuperó el mismo nivel de diversidad que tenía antes de la pérdida de acción afirmativa.

También hay estudios que muestran las disparidades en el otorgamiento de contratos públicos. Las empresas de grupos minoritarios a menudo no tienen el acceso al capital para poder competir. Los contratos gubernamentales las ayudan para crecer.

La Proposición 16 es una corrección necesaria. Ya demostró el daño causado. California es uno de  los primeros 10 estados que prohibió la acción afirmativa. El experimento no dio resultado.

Vote Sí a la Proposición 16.