Trabajadores de Taco Bell llaman a la policía por pelea sobre salsa picante

La policía acudió al restaurante y el cliente terminó por marcharse después de la disputa

En el drive thru de un Taco Bell en Rexburg, Idaho, un hombre se negó a irse sin recibir paquetes adicionales de salsa picante, después de que los empleados del restaurante rechazaron darles extras.

Ya había una fila de otros autos detrás de él, por lo que llamaron a la policía.

La policía llegó y sacó al hombre del camino de entrada, según el Rexburg Standard Journal. En un comunicado de la policía, un oficial dijo “que no tenía sentido montar tanto lío por salsa picante. Tenemos cosas más importantes que hacer”.

No se sabe por qué quería tanta salsa y por qué motivo decidió armar bronca.

Esto coincide con otro incidente ocurrido, no hace mucho, también en Taco Bell. Una empleada de Hartford, Connecticut, fue noticia por acusaciones mucho más peligrosas, ya que disparó a dos personas en el estacionamiento del restaurante el mes pasado, informó NBC CT.

Esta mujer fue arrestada el martes.