Por qué algunos demócratas no quieren apoyar el alza del salario mínimo a $15 por hora

Los senadores demócratas Joe Manchin y Kyrsten Sinema se oponen a incluir el alza salarial en el paquete de estímulo, de votar en contra se unirían con los republicanos

Aunque existe la posibilidad de que dos demócratas no voten favorablemente la ley del alza al salario, los congresistas oficialistas están optimistas de que transite la propuesta.
Aunque existe la posibilidad de que dos demócratas no voten favorablemente la ley del alza al salario, los congresistas oficialistas están optimistas de que transite la propuesta.
Foto: Mark Wilson / Getty Images

Pese a que los demócratas han dicho públicamente que buscarán hacer realidad el alza en el salario mínimo para beneficiar a millones de estadounidenses, el escenario en el Senado no luce sencillo. Los republicanos no apoyarán el proyecto de ley y algunos demócratas su pueden unir a los opositores en la votación.

En caso de que suceda, el grupo parlamentario demócrata no tendría los votos suficientes para aprobar el tan esperado incremento salarialJoe Manchin y Kyrsten Sinema se oponen a incluir el alza salarial en el paquete de estímulo.

Kyrsten Sinema ha externado públicamente que lo importante es que el tema del aumento del salario mínimo esté “directamente relacionado con el alivio de la Covid-19 a corto plazo”, ya que  de no ser así, “entonces no voy a apoyarlo en esta legislación“.

Aunque esto es una posibilidad real, el senador independiente Bernie Sanders se ha mostrado optimista sobre aprobar el aumento del salario mínimo a $15 dólares por hora, pese a que con la negativa de ambos senadores se corre el peligro de que su optimismo se esfume.

El también presidente del Comité de Presupuesto del Senado externó que hay millones de trabajadores laborando por salarios de hambre, por lo que “tenemos que aumentar el salario mínimo a uno digno. Eso es lo que quiere el pueblo estadounidense y lo que pretendo hacer”.

Aunque Sanders se muestra firme, los demócratas apenas tienen la mayoría en el Senado, 50-50 con la vicepresidenta Kamala Harris, lo que significa que cualquier deserción demócrata podría significar un desastre para las posibilidades de aumento salarial.

La Oficina de Presupuesto del Congreso, que no es partidista, informó que un salario mínimo de $15 aumentaría los salarios de alrededor de 27 millones de trabajadores, pero también podría costarles sus puestos de trabajo a alrededor de 1,4 millones de trabajadores, ya que los dueños de negocios recortan para pagar más a sus empleados.

Aunque es una incógnita la forma en la que votarán Joe Manchin y Kyrsten Sinema la atención mediática está puesta en éstos, toda vez que millones de estadounidenses pueden ser beneficiados o afectados por la decisión que tomen sobre el tema.

También te puede interesar: Bernie Sanders viralizó que los trabajadores de McDonald’s en Dinamarca ganan el doble que aquellos en Estados Unidos