Se necesita un cambio de cultura en la policía de los Ángeles

El objetivo es que lo que pasó con George Floyd no se vuelva a repetir

Se necesita un cambio de cultura en la policía de los Ángeles
Una propuesta pide que los agentes tengan titulo universitario.
Foto: David McNew / Getty Images

“No puedo respirar”. Esas fueron las últimas y trágicas palabras que pronunció George Floyd mientras luchaba por hablar mientras el agente Derek Chauvin se arrodillaba sobre su cuello durante más de ocho minutos hasta que finalmente lo asesinaba mediante el uso excesivo de la fuerza.

Aquella frase todavía resuena hasta el día de hoy.

Para la gente negra en los Estados Unidos, las últimas palabras de George Floyd se han convertido en un grito de protestas sobre temas que han plagado a las comunidades negras durante siglos.

Han pasado 402 años desde que los primeros africanos fueron secuestrados y esclavizados en los Estados Unidos y aún persiste la lucha por afirmar que Black Lives Matter (las vidas negras
importan).

Durante el fin de semana que se celebraba el Día del Amor y la Amistad, se dio un reporte que indicaba que los agentes del Departamento de Policía de Los Ángeles (LAPD) hicieron circular una tarjeta impensable del Día de San Valentín.

En ella se mostraba una imagen de George Floyd con las palabras ‘You take my breath away’ (“Me quitas el aliento”), lo que es otro ejemplo de lo presente que está el racismo en nuestra sociedad.

Esto no quiere decir que todos los agentes sean racistas pero nosotros, como sociedad, hemos evolucionado hasta el punto de que pocos se sorprenden cuando los oficiales se comportan de esta manera.

La continua deshumanización de las vidas de los negros ha plagado a la policía durante demasiado tiempo.

Se necesita un cambio de cultura en la policía.

Mi paquete legislativo de este año se centra en promover la transparencia y la rendición de cuentas en todo nuestro sistema judicial.

En reconocimiento de los numerosos encuentros racistas con la policía y la cantidad desproporcionada de interacciones que las personas negras y morenas tienen con los agentes, he presentado la Ley de PAZ —un proyecto de ley que exige que los agentes del orden público de California sean más maduros y estén mejor educados antes de servir al público.

Al exigir que los agentes tengan más de 25 años o que hayan recibido una licenciatura antes de convertirse en agentes del orden público, restauraremos el respeto y la confianza en las fuerzas del orden entre aquellos a quienes han jurado proteger.

Además, presentaré una solicitud a la Oficina del Auditor del Estado de California para investigar la omnipresencia de la pertenencia a grupos de odio y la ideología supremacista blanca entre las fuerzas del orden.

A raíz del intento de insurrección de la capital de nuestra nación y las investigaciones resultantes de numerosos departamentos de policía sobre el comportamiento de sus agentes, esta auditoría es más importante que nunca.

Como legislador negro que estuvo sujeto a que los agentes penitenciarios pusieran un blanco de tiro sobre mi cara en los anuncios de campaña en estas últimas elecciones, conozco de primera mano el impacto de los supuestos chistes de los oficiales de la ley.

Aquellos a quienes el público ha confiado para proteger y servir deben mantenerse en un alto nivel y es mi misión asegurar que nuestro sistema de justicia pueda garantizar la igualdad de protección, seguridad y justicia para todos.

El asambleísta Reggie Jones-Sawyer representa a las comunidades de Walnut Park, El Sur de Los Ángeles, Huntington Park, Florence-Firestone y Exposition Park y es presidente del Comité de Seguridad Pública que supervisa la legislación con los tribunales, las fuerzas del orden, los guardias de prisiones y problemas de autoridad juvenil.