Oficiales de Policía del Capitolio demandan a Trump y Proud Boys por el ataque del 6 de enero

Siete oficiales de la policía del Capitolio demandaron el jueves al expresidente Donald Trump, a los Proud Boys y a otros por su presunta participación en el ataque del 6 de enero

Los asaltantes atacaron a la Policía del Capitolio.
Los asaltantes atacaron a la Policía del Capitolio.
Foto: Brent Stirton / Getty Images

Siete agentes de la Policía del Capitolio de Estados Unidos están demandando al expresidente Donald Trump, a los organizadores de la manifestación “Stop the Steal” y a miembros de varios grupos extremistas de extrema derecha, acusándolos de difundir mentiras, utilizar los sentimientos de supremacistas blancos para intentar anular las elecciones de 2020 y, en última instancia, para que asuman la responsabilidad por los disturbios en el Capitolio en los que más de 140 agentes resultaron lesionados el 6 de enero, según CNBC.

La demanda se presentó contra más de dos docenas de personas y entidades, incluido el operativo republicano Roger Stone y el grupo de extrema derecha Proud Boys. Alega que los acusados conspiraron para evitar que el Congreso confirmara la victoria del presidente Joe Biden en el Colegio Electoral “mediante el uso de la fuerza, la intimidación y las amenazas”.

Sus acciones violaron la Ley del Ku Klux Klan, que está destinada a proteger contra la violencia política y la intimidación, y otras leyes, alega la demanda.

“Los demandantes y sus compañeros agentes del orden arriesgaron sus vidas para defender el Capitolio de un ataque masivo y violento – un ataque provocado, ayudado y unido por los Demandados en un esfuerzo ilegal por usar la fuerza, la intimidación y las amenazas para evitar que el Congreso certifique el resultados de las elecciones presidenciales de 2020”, dice la demanda, que se presentó el jueves en el Tribunal de Distrito de EE.UU. para el Distrito de Columbia.

“Debido a las acciones ilegales de los Demandados, los Demandantes fueron agredidos violentamente, escupidos, gaseados con lacrimógenos, rociados con sprays contra osos, sometidos a insultos y epítetos raciales, y temieron por sus vidas”, dice la demanda. “Las lesiones de los Demandantes, que causaron los Demandados, persisten hasta el día de hoy”.

La nueva demanda es la última de una serie de acciones legales contra el expresidente Trump dirigidas a responsabilizarlo por el mortal ataque al Capitolio ocurrido el 6 de enero.

Trump ha negado anteriormente cualquier responsabilidad por el ataque al Capitolio de Estados Unidos.

Entre los acusados se encuentran presuntos miembros de los grupos de extrema derecha Proud Boys y Oath Keepers, que ahora enfrentan cargos penales por su presunto papel en los disturbios.

La demanda de 71 páginas es la primera en implicar que Trump y su campaña trabajaron junto a extremistas de extrema derecha y supremacistas blancos para derrocar al presidente electo en las elecciones de 2020.

También alega que los acusados ​​difundieron acusaciones falsas de fraude electoral e “incitaron a la violencia contra los miembros del Congreso y los agentes del orden cuyo trabajo era protegerlos”.

El mes pasado, los agentes de policía que defendieron el Capitolio el 6 de enero testificaron durante una audiencia ante el comité selecto de la Cámara de Representantes que investiga los hechos de ese día. Sus relatos dejaron en claro que todavía están lidiando con el trauma físico y mental del ataque.