El papa Francisco: los obispos que discuten sobre la Comunión de Biden deben ser pastores, no políticos

El Papa Francisco dijo que los obispos deberían ser pastores, no políticos, refiriéndose al debate que hay en EE.UU. sobre negar la comunión a Biden por su posición sobre el aborto

El papa Francisco.
El papa Francisco.
Foto: VINCENZO PINTO / AFP / Getty Images

El papa Francisco dijo el miércoles que la decisión de conceder la Comunión a los políticos que apoyan el derecho al aborto debe tomarse desde un punto de vista pastoral, no político, refiriéndose a un problema que divide a la Iglesia Católica de Estados Unidos, según The Washington Post.

Francisco no adoptó una postura directa sobre el intenso debate sobre si al presidente Biden se le debe negar el rito sagrado debido a una postura del aborto que va en contra de la doctrina de la iglesia. Pero el Papa advirtió que los obispos deben ser “pastores y no ir condenando”.

“El estilo de Dios es cercanía, compasión y ternura”, dijo Francisco.

Al papa Francisco, cuando hablaba con los reporteros mientras regresaba de un viaje de cuatro días a Hungría y Eslovaquia, le preguntaron específicamente sobre la situación en Estados Unidos, donde la elección de Joe Biden ha planteado una pregunta latente sobre cómo tratar a los políticos católicos que apoyan el derecho al aborto.

Si bien Francisco reiteró que el aborto es un “asesinato”, sus comentarios parecieron una reprimenda a los obispos que han abogado por adoptar una línea dura contra Biden.

“Nunca le he negado la Eucaristía a nadie”, dijo Francisco, y agregó que nunca se ha encontrado a sabiendas durante la Comunión con un político que respalde el derecho al aborto.

Aunque el Papa dijo que estaba hablando en general y que no conocía los detalles de la situación en Estados Unidos, sus comentarios se sumarán a la presión que enfrentan los obispos estadounidenses sobre cómo manejar a su asistente de más alto perfil a la misa.

En junio, los obispos católicos estadounidenses votaron 168 a 55 para redactar un “documento de enseñanza” sobre la Eucaristía, y están programados para discutir el borrador en su próxima reunión, en noviembre. Algunos obispos han esperado que el documento, que se espera que incluya referencias a la ley de la iglesia que prohíbe los ritos a ciertas personas, pueda proporcionar una justificación para negar la Comunión a Biden.

Los miembros de la conferencia de obispos católicos de Estados Unidos están de acuerdo en que todavía dependerá de los obispos individuales decidir si conceder la Comunión a los políticos de sus diócesis.

El cardenal Wilton Gregory, arzobispo de Washington, ha dejado en claro que está a favor de darle la Comunión a Biden. Gregory ha parafraseado a Francisco, argumentando que la iglesia debería buscar el diálogo, incluso cuando hay desacuerdos.

El mensaje al grupo más amplio de prelados estadounidenses desde el Vaticano, comenzó hace meses, en una carta de la oficina doctrinal del Papa, y ha sido actuar con unidad y evitar que el tema se convierta en un punto de “discordia”. Posteriormente, Francisco dijo en una homilía que la Comunión “no es la recompensa de los santos, sino el pan de los pecadores”.