Banco Mundial dice que el mundo enfrenta “retrocesos de desarrollo” debido a la COVID-19

El Banco Mundial externó públicamente que a nivel mundial hay muy pocos empleos disponibles y hay una escasez que se extiende a alimentos, agua y electricidad

El pago de impuestos justos que proponen los demócratas permitirá hacer realidad los programas sociales.
El pago de impuestos justos que proponen los demócratas permitirá hacer realidad los programas sociales.
Foto: Pixabay

David Malpass, presidente del Grupo del Banco Mundial, informó que el mundo está experimentando “cambios trágicos en el desarrollo” debido a la pandemia de la Covid-19 en curso, situación que pone en alerta a muchas naciones.

La afirmación de Malpass se dio en el contexto de una mesa redonda de medios en Washington, DC, para las Reuniones Anuales de 2021 del Grupo del Banco Mundial, además informó que algunos países están experimentando retrocesos de varios años por la pandemia.

Por lo anterior, externó que el Banco Mundial estima que la economía global crecerá un 5.7% en 2021 y un 4.4% en 2022. A pesar de estas estimaciones, Malpass añadió que la economía global “sigue siendo dramáticamente desigual”, en especial, para las economías en desarrollo.

El representante del organismo internacional expuso que “el panorama es desafiante para gran parte del mundo en desarrollo con tasas de vacunación rezagadas, aumento de la inflación, apoyo político limitado”.

Malpass añadió que existen “muy pocos empleos disponibles y una escasez que se extiende a alimentos, agua y electricidad”. Según el representante del Banco Mundial, se espera que el ingreso per cápita en las economías avanzadas crezca un 5%, mientras que en los países de bajos ingresos sólo se espera que crezca un 0.5%.

El representante del Banco Mundial planteó que “estamos siendo testigos de lo que yo llamo cambios trágicos en el desarrollo en muchas dimensiones. El progreso en la reducción de la pobreza extrema se ha retrasado en años, para algunos, en una década”.

Según los estudios del organismo, los ingresos medios de las personas han disminuido en lugar de aumentar. En este sentido el Banco Mundial afirmó por medio de su representante que “las mujeres sufrieron daños desproporcionados durante la pandemia”.

La población femenina es la que está teniendo una recuperación demasiado lenta en el contexto de la reapertura de las actividades económicas mundiales. David Malpass externó que “ha habido una pérdida trágica de capital humano, incluidos los niños que faltan un año o más a la escuela”.

Por si fuera poco, de acuerdo con las Estadísticas de Deuda Internacional del Banco Mundial, la deuda de los países de bajos ingresos también aumentó en un 12% para llegar a $860,000 millones de dólares.

Malpass pidió que las políticas se redirijan tanto en las economías avanzadas como en las de bajos ingresos para que el crecimiento y las inversiones estén más dispersos. Citó el acceso y el desarrollo de las vacunas COVID-19 como la “máxima prioridad”.

“El apoyo del Grupo del Banco Mundial a los países más pobres está en su punto más alto, incluidas subvenciones y préstamos en condiciones muy favorables a países elegibles para obtener préstamos de la Asociación Internacional de Fomento”, dijo.

También te puede interesar: Janet Yellen llama al Congreso a que garantice los pagos de la deuda de EE.UU