Ciudades fronterizas de EE.UU. con México nuevamente registraron tasas de violencia inferiores al promedio nacional

Contrario a los discursos que las describen como comunidades llenas de crimen y caos, las ciudades fronterizas de EE.UU. registraron tasas de delitos violentos 15% inferiores al promedio del resto del país, según datos del FBI y el censo 2020

El Paso, Texas registra siete veces menos crímenes violentos que Memphis, ciudad de similar tamaño poblacional.
El Paso, Texas registra siete veces menos crímenes violentos que Memphis, ciudad de similar tamaño poblacional.
Foto: PATRICK T. FALLON / AFP / Getty Images

Aunque los delitos violentos registrados en Estados Unidos aumentaron en 2020 por primera vez en cuatro años, las tasas de crímenes violentos en 11 de las comunidades más grandes a lo largo de la frontera con México se mantuvieron por debajo del promedio nacional según un análisis de Axios.

Año tras año, los informes que registran las tasas de delitos violentos en comunidades fronterizas con población mayoritaria de mexicano-estadounidenses y de inmigrantes mexicanos disipan los mitos de que la frontera entre Estados Unidos y México sea una región llena de crimen y caos.

El análisis de Axios basado en datos del Buró Federal de Investigaciones (FBI) y el censo de 2020 encontró que las 11 mayores comunidades fronterizas presentaron una tasa de delitos violentos de 340.2 por cada 100.000 habitantes, alrededor de un 15% menos que el promedio nacional de 398.5.

Adicionalmente, en las 11 comunidades desde San Diego hasta Brownsville, Texas, en conjunto, la tasa promedio de homicidios fue de 4.1 por cada 100,000 residentes, muy por debajo del promedio nacional reportado por el FBI de 6.5.

La disparidad en las tasas de delitos violentos es más marcada cuando se comparan las 11 comunidades fronterizas con ciudades de tamaño y una demografía de pobreza similar, pero ubicadas más al norte.

El Paso, Texas, una ciudad de 681,000 habitantes, registró una tasa de delitos violentos de 318 por cada 100,000 habitantes.

Comparado con Memphis, una ciudad de 650,000 habitantes, la cual presentó una tasa de delitos violentos de 2,356,5, es decir, siete veces mayor a El Paso.

Del Rio, Texas, una ciudad de casi 36,000 habitantes, donde el mes pasado se vio a agentes de la Patrulla Fronteriza montados a caballo persiguiendo a inmigrantes haitianos, registró una tasa de delitos violentos de 162,4.

Comparativamente en Lima, Ohio, una ciudad casi de casi idéntico tamaño en población tuvo una tasa de delitos violentos de 688,8.

Calexico, California; Nogales, Arizona; y las ciudades texanas de Del Rio, Eagle Pass y McAllen presentan tasas de delitos violentos por debajo de 190.

Sin embargo, el Departamento de Estado de Estados Unidos emitió durante el verano un aviso advirtiendo a los ciudadanos no viajar al estado mexicano de Tamaulipas a lo largo de la frontera con Texas, debido a la alta criminalidad y el secuestro.

Ciudad Juárez, la ciudad mexicana que limita con El Paso, también ha experimentado un aumento en la violencia, debido a las luchas entre cárteles y pandillas.

Yuma, Arizona, una comunidad agrícola cercana a la frontera del estado de California, es la única comunidad fronteriza con una tasa de delitos violentos cercana a 500 y una tasa de homicidios que se acercaba al doble del promedio nacional.

Según los datos sobre delitos del FBI, 10 de las 11 mayores comunidades fronterizas de EE. UU. mantuvieron bajas tasas de delitos violentos durante los últimos cinco años.

Alex Nowrasteh, director de estudios de inmigración en el Instituto Cato, señaló a Axios que la presencia de la Patrulla Fronteriza de los Estados Unidos, probablemente contribuyó a reducir el número de delitos con violencia.

Adicionalmente, Nowrasteh citó varios estudios que demuestran que los inmigrantes tienen menos probabilidades de cometer delitos en general, lo cual ayuda a explicar las tasas de homicidios consistentemente bajas de la región.

El crimen y la crisis migratoria a lo largo de la frontera probablemente estarán entre los problemas que definen las elecciones de mitad de período de 2022, pero los datos muestran que los dos no están vinculados como algunos candidatos podrían afirmar.

Leer más
* Estados Unidos arrestó más a de 1.7 millones de indocumentados en la frontera con México
* “No somos dos comunidades”: residentes celebran reapertura de la frontera
* Estados Unidos reabrirá frontera con México y Canadá en noviembre para personas vacunadas