Trabajadores celebran nueva ley contra robo de salario

Los empleadores –compañías o individuos- que en el pasado han robado el salario a sus empleados tendrán que saldar la deuda antes de volver a operar
Trabajadores celebran nueva ley contra robo de salario
El Senador Kevin de León festeja junto a los trabajadores la nueva ley que responsabiliza también a los dueños de las empresas, no sólo a las compañías por el robo de salario.
Foto: Yurina Melara / La Opinión

En la capital del robo de salarios, Los Ángeles, en donde cada semana se estima que unos 26.7 millones de dólares de tiempo trabajado no son pagados, los miembros del sindicato SEIU USWW celebraron este martes la firma de una nueva ley estatal contra este flagelo.

Elsa Castañeda podría ser una de las primeras trabajadoras que se beneficie. La empresa de limpieza de aviones en el Aeropuerto Internacional de Los Angeles (LAX) que le quedó debiendo 7,000 dólares ya cambió de nombre, pero la Junta Laboral de California decidió que la empresa madre debe pagarle a ella y a otros 183 trabajadores casi un millón de dólares.

IMG_0706
Los Ángeles es la capital del robo de salario. / Yurina Melara-La Opinión

Esta nueva ley le da el poder a la Junta Laboral de California de encontrar la forma de que la compañía y los dueños de las empresas paguen el salario retrasado o retenido, ya sea poniendo un gravamen en las propiedades o confiscando futuras ganancias, sin importar que los negocios cambien de nombre para evadir la responsabilidad.

“Si se establece que la empresa con otro nombre realiza trabajos similares con los mismos empleados y que mantiene la misma estructura, es sin duda la empresa anterior. En estos casos se podrá obligar a que paguen”, explicó Anel Flores, abogada que trabaja con los sindicatos.

IMG_0703
Activistas celebraron la nueva ley.

El senador de California, Kevin de León, quien patrocinó la ley, celebró junto a los empleados.

Después de escuchar varias historias sobre el robo de salario en las industrias de limpieza, confección y cuidado de personas, De León dijo que él comprende el sufrimiento porque viene de una familia en donde su madre era el [único sostén.

Esta es una victoria para las familias trabajadoras. No estamos pidiendo limosna, estamos pidiendo que paguen el sueldo que los empleados se han ganado con su trabajo, con su esfuerzo”, dijo De León.

Los empleadores –compañías o individuos- que en el pasado le han robado el salario a sus empleados tendrán que saldar la deuda antes de poder obtener la licencia para operar y, en algunos casos, necesitarán pagar un bono de 150,000 dólares para poder obtener una licencia. Este bono serviría para pagarle a los empleados si la compañía vuelve a caer en mora.

La nueva ley entrará en vigencia en enero del 2016.

?>