El huracán Dorian se mueve sobre aguas que alimentan peligrosas tormentas

El calor del mar es el combustible para darle fuerza a Dorian... y está muy caliente
El huracán Dorian se mueve sobre aguas que alimentan peligrosas tormentas
El mapa muestra la temperatura de la ssuperficie del mar el 28 de agosto de 2019. Joshua
Foto: Stevens y Lauren Dauphin/Observatorio de la Tierra/NASA

Antes del fin de semana festivo del Día del Trabajo en Estados Unidos, ciudadanos y funcionarios del gobierno se preparan para un potente huracán que se ha intensificado en el océano Atlántico tropical.

En la tarde del 30 de agosto de 2019, el huracán Dorian había alcanzado la intensidad de categoría 3 y se dirigía hacia el norte de Bahamas y la costa este de Florida como un huracán importante, el primero de la temporada atlántica de 2019.

El huracán Dorian visto desde la EEI, el 29 de agosto de 2019. Joshua Stevens y Lauren Dauphin/Observatorio de la Tierra/NASA

La fotografía de arriba fue tomada por un astronauta en la Estación Espacial Internacional a las 11:12 a.m., hora estándar del Atlántico (17:12 hora universal) el 29 de agosto de 2019.

En ese momento, Dorian tenía vientos máximos sostenidos de 85 millas (135 kilómetros) por hora y una presión central de 986 milibares, según el Centro Nacional de Huracanes.

A partir de las 2 p.m. AST (18:00 UT) el 30 de agosto, el centro de la tormenta estaba a unas 445 millas (715 kilómetros) al este del noroeste de Bahamas y a 625 millas (1005 kilómetros) al este de West Palm Beach, Florida. Los vientos sostenidos se midieron a 115 mph (185 kmph) y la presión central mínima fue de 970 milibares.

El calor del agua es el combustible

Un factor clave en el desarrollo de un huracán es el calor de la superficie del océano.

El agua tibia es el combustible que hace que una tormenta se intensifique, ya que el calor y la humedad se mueven del océano a la atmósfera.

El mapa de las temperaturas de la superficie del mar (TSM) en el Atlántico occidental a partir del 28 de agosto, así como la densidad de población en el sureste de Estados Unidos y varias islas del Caribe muestra que la temperatura de la superficie del mar es ideal para que Dorian continue fortaleciéndose.

Los meteorólogos generalmente están de acuerdo en que las TSM deben estar por encima de los 27.8 ° Celsius (82 ° Fahrenheit) para sostener e intensificar los huracanes (aunque hay algunas excepciones).

Los meteorólogos del Centro nacional de Huracanes (NHC) informaron el 30 de agosto: “Es probable que haya marejadas con tormentas que amenacen la vida y vientos devastadores con fuerza de huracán en partes del noroeste de Bahamas, donde está en efecto una vigilancia de huracanes… Un período prolongado de marejadas, fuertes vientos y lluvias es probable en partes de Florida hasta la próxima semana, incluida la posibilidad de vientos huracanados sobre partes del interior de la península de Florida “.