El gigantesco atacante en gasolinera angelina fue entregado por su propia madre, quien lo reconoció en la TV

La madre del hombre acusado con cargos criminales culpa al sistema por no ayudarles luego que su hijo fue diagnosticado con esquizofrenia

El hombre de unas 350 libras que atacó de manera brutal a una hispana en una estación de gasolina en el área de Los Ángeles el 30 de mayo fue entregado a la Policía por su propia madre.

ABC7, uno de los canales locales que reportaron la salvaje golpiza en Gardena, dijo que Sheila Crewswell vio el video en un reporte de dicha emisora y se dio cuenta que el gigantesco agresor era su hijo.

Ella entonces lo reportó a las autoridades y el peligroso individuo fue arrestado.

Antoine Rainey, de 37 años, fue formalmente acusado este miércoles con dos cargos criminales de agresión y se reveló que además de la madre soltera a la que golpeó, ya había atacado a una mujer que estaba dentro de su auto.

Crewswell, la madre del hombre, le dijo a ABC7 que él fue diagnosticado con esquizofrenia a la edad de 25 años y que no ha recibido la ayuda necesaria.

“El sistema me ha fallado por muchos años y lleva a esto… lastimar a personas. Mi corazón va a las víctimas involucradas y rezo por ellos. Rezo por ellos más que por mí misma”, dijo.

El caso del hombre fue trasladado de una corte de Compton a una corte de salud mental en Hollywood.