Las autoridades en California se han visto obligadas a experimentar para salvar a las secuoyas de los incendios

Para los expertos, el hecho de tener que experimentar es mejor idea a solo contener los incendios de manera tradicional. Hasta ahora, se contabilizan 20 secuoyas calcinadas por los incendios del Complejo KNP y Windy

Los incendios del Complejo KNP están apenas contenidos en un 20% desde que inició a principios de septiembre.
Los incendios del Complejo KNP están apenas contenidos en un 20% desde que inició a principios de septiembre.
Foto: ERIC PAUL ZAMORA / Getty Images

Los incendios del Complejo KNP y Windy, contenidos en un 20 y un 80% respectivamente, obligan a las autoridades de los parques nacionales de las secuoyas y Kings Canyon a improvisar para evitar que más árboles gigantes mueran a causa de las llamas, según informó Los Ángeles Times.

Christy Brigham, jefa de gestión de recursos y ciencia de los parques, dijo al medio californiano que las opciones tradicionales para mantener a raya los incendios no estaban funcionando del todo, por lo que tuvieron que “experimentar”.

Brigham optó por recubrir los árboles milenarios con gel de poliacrilamida, que es mucho más espeso que el retardante tradicional que usan los bomberos contra los incendios forestales, pero tiene mejores propiedades de adhesión y que si se seca solo sería necesario un poco de agua para volver a reactivar sus condiciones viscosas.

La aplicación del gel es el método más reciente que las autoridades en el sur de la Sierra Nevada han usado para salvar a los gigantes. A su parecer, es mejor probar con ideas nuevas a que más secuoyas “irremplazables de 2,000 años de edad sean carbonizadas” por los incendios forestales.

El 9 de septiembre, varias tormentas eléctricas en el noreste de California iniciaron varios incendios que crearon a los del Complejo KNP y Windy. Entre ambos, han calcinado más de 180,000 acres y matado a 24 secuoyas desde entonces.

A pesar de que los expertos indican que las secuoyas están preparadas para resistir incendios, las recientes sequías en el estado las han debilitado de manera importante y los intensos fuegos a los que están expuestos son una combinación fatal para los gigantes.

Hay que reconocer que estamos en una especie de fase de prueba y error”, dijo Garrett Dickman, botánico del Parque Nacional de Yosemite a LAT.

Las autoridades se encuentran trabajando para evitar que se repita lo ocurrido con el incendio Castle en 2020, el cual mató al 10% de la población nacional de secuoyas, lo que se traduce en más de 7,000 árboles incinerados mientras estuvo activo.

El incendio Windy y los del Complejo KNP están contenidos en un 85 y un 20% respectivamente, pero aún así las evaluaciones de daños están apenas comenzando, por lo que no pueden dar una cifra exactas de cuántos árboles se han calcinado en los últimos días.

Cuando los incendios del Complejo KNP amenazaron al General Sherman, el árbol de mayor volumen del planeta, los bomberos y autoridades del parque nacional recubrieron su corteza con aluminio y la secuoya gigante sobrevivió, pero Mark Garrett, un portavoz del equipo de respuesta al complejo de incendios, dijo que esta técnica no siempre es efectiva.

“Las llamas pueden colarse bajo la manta ignífuga, atrapando el calor debajo y eso los hubiera cocinado“, expresó al medio de Los Ángeles.

Windy, los del Complejo KNP y los demás incendios activos están siendo mucho más agresivos de lo habitual debido a las condiciones climáticas y las severas sequías en California. Esta situación, dice Dickman, han obligado a las cuadrillas a experimentar con nuevos métodos para salvaguardar a las secuoyas.

Estamos contra la espada y la pared”, finalizó.

Lee también:
Inundaciones en China dejan 15 muertos y más de 120,000 desplazados
Los desastres naturales impactan al territorio mexicano tanto como a su economía
Huracán Pamela categoría 1 toca tierra en Sinaloa México y deja a su paso severas inundaciones