Conoce por qué declarar tus impuestos 2020 podría darte más dinero del que imaginas

Este año hay buenos motivos para presentar la declaración de impuestos

Conoce por qué declarar tus impuestos 2020 podría darte más dinero del que imaginas
Presenta tu declaración de impuestos entre el 12 de febrero y el 15 de abril.
Foto: Shutterstock

Si regularmente te agobia la llegada de reportar tus impuestos este año puede ser diferente ya que hay una muy buena razón para presentarla, incluso si tus ingresos en 2020 fueron tan bajos que el Servicio de Impuestos Internos (IRS, por sus siglas en inglés) no te exija que lo hagas.

El sitio CNET señala que cumpliendo con este deber podrías recuperar más dinero del que te imaginas o por lo menos reducir la factura de los impuestos, ya que algunas disposiciones de crédito fiscal se han vuelto más favorables como resultado de la pandemia, por lo que es posible que por primera vez seas elegible para algunas exenciones fiscales.

Presentar tu declaración a tiempo te ahorrará problemas, hará que te evites una penalización por hacerlo fuera de plazo y una multa por no pagar, en caso que tengas adeudos con el IRS.

En tu declaración correspondiente al 2020 puedes solicitar la mayor cantidad de estímulos para los que eres elegible, aprovéchalos.

Si ganaste menos de $75,000 como soltero, de $112,500 como cabeza de familia o de $150,000 como pareja casada en 2020 y no has recibido los cheques de estímulo del Gobierno Federal, reclama el monto total de los dos pagos a través de tu declaración.

Recuerda que el IRS ha enviado hasta el momento dos pagos, el primero de hasta $1,200 por adulto y el segundo de hasta $600 (las personas con hijos dependientes recibieron más dinero).

Quien no haya presentado su declaración de impuestos en 2019 o cuyos ingresos de ese año estuvieran por encima de los umbrales de elegibilidad de ingresos de 2020 para los pagos de estímulo, puede que no hayan recibido lo que se le debe porque el IRS, ante la urgencia requerida, envió los pagos según la información fiscal de 2019 que tenía. También tomó en cuenta la información de los beneficiarios del Seguro Social.

En este caso, para recibir lo que se te debe, tienes que reclamar el crédito de recuperación de reembolso. Los créditos de reembolso reducen tu obligación tributaria considerando la cantidad de dinero.

También puede que seas elegible para un crédito tributario por ingreso del trabajo (EITC, por sus siglas en inglés) reembolsable, que está orientado a recompensar a contribuyentes de ingresos bajos o moderados. Para ser elegible para el EITC, tus ingresos deben estar por debajo de ciertos umbrales que dependen de la cantidad de hijos que tengas.

El crédito tiene un valor de hasta $6,660 para parejas casadas con hijos y de hasta $538 para contribuyentes solteros sin hijos. También puedes elegir si deseas basar tu EITC en los ingresos de 2019 o de 2020, lo que sea más favorable para ti.

En el caso de dueños de negocios pequeños, éstos se beneficiarán de deducciones reforzadas. Los que pagaron gastos del negocio con dinero de un préstamo del Programa de Protección de Cheques de Pago que fue condonado, aún pueden deducir esos gastos en su declaración como si los hubieran pagado con los ingresos y el préstamo condonado será tratado como libre de impuestos.

Recuerda que las declaraciones comenzarán a presentarse el 12 de febrero, con fecha límite al 15 de abril, a menos que apliques para una extensión automática.

También te puede interesar:

¿Cuándo llegaría el tercer cheque de estímulo ahora que Biden ya es presidente?

Señales que te pueden hacer elegible para una auditoría del IRS

Mexicanos hacen “turismo de vacunas” anticovid en ciudades fronterizas de Estados Unidos