Ya se han emitido 90 millones de cheques de estímulo a través de depósito directo, según IRS

Los pagos de esta tercera ronda que ya se han realizado tienen un valor de más de $242,000 millones de dólares

Ya se han emitido 90 millones de cheques de estímulo a través de depósito directo, según IRS
$242,000 millones se enviaron por depósito directo.
Foto: Karolina Grabowska / Pexels

La Administración del presidente Joe Biden anunció este martes que ya se han emitido 90 millones de los cheques de estímulos de hasta $1,400 dólares que recoge el recientemente aprobado Plan de Rescate Estadounidense. Los envíos se están haciendo por etapas y seguirán llegando a los contribuyentes en las próximas semanas, según indican el Servicio de Renta Interna (IRS), el Departamento del Tesoro y la Oficina del Servicio Tributario.

El primer lote de pagos directos se envió principalmente por depósito directo, que muchos destinatarios empezaron a recibir el fin de semana pasado aunque algunos de ellos no tuvieron acceso a él hasta este martes.

IRS destacó cuatro claves de estos cheques de estímulo que empezaron a procesarse el viernes 12 de marzo:

1. Los primeros pagos se enviaron principalmente por depósito directo a personas elegibles que proporcionaron su información bancaria en las declaraciones de impuestos de 2019 o 2020 o que utilizaron el año pasado la herramienta ‘Non-Filers’ en IRS.gov. Este es el método de envío más rápido para hacer llegar el dinero.

2. Los 90 millones de pagos que ya se han realizado tienen un valor de más de $242,000 millones de dólares.

3. Aunque la mayoría de los pagos se realizaron mediante depósito directo, el Tesoro envió por correo aproximadamente 150,000 cheques por un valor aproximado de $442 millones.

4. Desde el pasado fin de semana, 35 millones de personas han podido conocer el estado de su pago directo a través de la herramienta online ‘Get My Payment (Obtener mi pago) en IRS.gov. Dicha herramienta se actualiza periódicamente.

En las próximas semanas la agencia seguirá enviando estos pagos únicos a través de sus tres vías: depósito directo, cheque en papel o tarjeta de débito. La mayoría de los contribuyentes no tienen que hacer nada para recibir los pagos, ya que son automáticos, y en muchos casos los recibirán de la misma forma que recibieron el primero y el segundo.