Por qué reducirá GM y Ford su producción en Norteamérica ahora que la economía está recuperándose

La economía de Estados Unidos se está recuperando con fuerza, situación promisoria para la industria automotriz, pero entonces por qué los dos gigantes de Detroit han decidido reducir su producción

La escasez de semiconductores, otro reto más para la industria automotriz.
La escasez de semiconductores, otro reto más para la industria automotriz.
Foto: Scott Olson / Getty Images

La economía más grande del mundo está creciendo a su mayor ritmo desde 1984, su previsión de crecimiento para 2021 es de más del 6%, el sector manufacturero avanza y el empleo se recupera, por si fuera poco la vacunación masiva funciona y la normalidad regresa.

Ante esa expectativa se pensaría que la industria automotriz está lista para despegar, pero lamentablemente se presenta otro gran obstáculo por superar: la escasez de semiconductores.

General Motors y Ford Motor anunciaron que recortarán más la producción de vehículos debido a la escasez de semiconductores que ha afectado a la industria automotriz a nivel mundial.

General Motors, el mayor fabricante de automóviles de Estados Unidos, señaló que recortará la producción por algunas semanas en su planta de ensamblaje de Spring Hill, en su armadora de Ramos Arizpe, México y en su fábrica de Lansing Delta Township, en Michigan.

Lansing Grand River Assembly se mantendrá sin actividades hasta la última semana de abril, mientras que sus plantas CAMI Assembly (Canadá) y Fairfax Assembly lo harán hasta la segunda semana de mayo.

Por su parte Ford, el segundo fabricante de automóviles más grande del país, parará su producción en la planta de Chicago, la planta de ensamblaje de Flat Rock y parte de su armadora en Kansas City. En la armadora de Ohio trabajará con horario reducido.

Ante este panorama representantes de la industria automotriz estadounidense solicitaron en la semana al gobierno su ayuda, a la vez que advirtieron que la escasez global de semiconductores podría traducirse en 1.28 millones de vehículos menos construidos este año e interrumpir la producción por otros seis meses.

El gobierno estadounidense ya se manifestó y su portavoz Jen Psaki, señaló que “Esto es algo en lo que hay una gran atención al más alto nivel del gobierno”. La Casa Blanca planea realizar el próximo lunes una cumbre sobre el problema de la escasez de chips, en la que se espera la presencia de la presidenta ejecutiva de GM, Mary Barra, y al presidente ejecutivo de Ford, Jim Farley, así como a los principales ejecutivos de firmas de tecnología.

Trascendió que el presidente Joe Biden quiere al menos $50,000 millones de dólares para ayudar a impulsar la producción de semiconductores en Estados Unidos, pero eso no resuelve las necesidades en el corto plazo.

Con información de El Economista

También te puede interesar:

Estrella Jalisco regalará provisión de cerveza por todo un año

¿Cuáles son las dos aerolíneas de bajo costo que ofrecerán boletos económicos en Estados Unidos?

Nueva York ofrecerá pago único de hasta $15,600 a inmigrantes indocumentados