Cuñado de Pablo Lyle busca deslindarse del caso de homicidio imprudencial

Lucas Delfino dio la espalda a su cuñado, el actor Pablo Lyle, asegurando que no tuvo nada que ver con la muerte del hombre de 63 años que fue golpeado durante un incidente de tránsito

Pablo Lyle.
Pablo Lyle.
Foto: Mezcalent

A dos años del lamentable suceso en el que se vio involucrado Pablo Lyle, todavía no se ha logrado realizar el juicio para determinar su inocencia o culpabilidad. Aunado a esto, hace unas semanas, la familia del hombre fallecido interpuso una nueva demanda civil en la que se le exige al actor y a su cuñado, Lucas Delfino, una compensación económica de al menos $100 mil dólares, de la que este último pretende deslindarse, alegando que no tuvo nada que ver con la muerte del hombre de 63 años.

En una audiencia virtual celebrada en la corte de Miami, Florida, el pasado jueves 1 de julio, la defensa de Lucas Delifino compartió sus argumentos con los que intentaron deslindarse de su responsabilidad en dicho incidente, asegurando que el único que golpeó a Juan Ricardo Hernández, causando su muerte, fue Pablo Lyle.

El señor Delfino iba llevando a su cuñado al aeropuerto (…) El señor Lyle sale del auto a confrontar al señor Hernández, lo golpea y cae al suelo, por lo tanto, no hay ningún hecho o acusación de que el señor Delfino haya golpeado al señor Hernández o siquiera tocarlo, las únicas acusaciones existentes son que el señor Delfino estaba afuera de su auto y lo están acusando de tener una responsabilidad con el señor Hernández”, detalló el abogado de Lucas Delfino durante la audiencia que fue retomada por el programa Ventaneando.

Asimismo, señalaron que Delfino únicamente estuvo en el lugar de los hechos, pero no fue el responsable de propinar los golpes que acabaron con la vida del hombre.

“El señor Delfino no tenía control sobre el puño de su cuñado. El señor Delfino solo estuvo en el lugar de los hechos, pero el señor Lyle es quien dio los golpes. No hay acusación alguna de que el señor Delfino haya tocado a la víctima. Lo único que se sabe es que el señor Delifino había salido de su auto, por lo tanto, el señor Delfino no debe nada al demandante”.

Pero la contraparte pidió al juez negarse a dicha versión, ya que la presencia de Delfino contribuyó al incidente y como resultado, a la muerte de su cliente.

Sus acciones causaron que este incidente ocurriera y algunas acciones legales podrían señalar que sus acciones naturalmente contribuyeron sustancialmente a la muerte de mi cliente, por lo tanto, la petición de Delfino y su defensa debería negarse basándose en estos factores“, explicó el abogado de la familia de Juan Ricardo Hernández.

Aunque el abogado de Pablo Lyle trató de intervenir para defender al actor, el juez le pidió argumentar su defensa en una nueva audiencia que será definida en los próximos días.

Durante esta misma reunión se dio a conocer que la fecha del juicio que se tenía prevista para este mes de agosto, se retrasará una vez más hasta septiembre próximo.

Lyle deberá continuar en arresto domiciliario en Miami, Florida, en donde actualmente permanece con un monitor GPS colocado en el tobillo que le permite a las autoridades vigilar sus movimientos las 24 horas del día.