Aumenta 21% la brecha en calificaciones entre estudiantes hispanos y sus contrapartes asiáticos o blancos durante la pandemia

El efecto del cierre de escuelas y las clases en línea debido a la pandemia propició que aumentará la brecha de aprovechamiento entre los estudiantes hispanos y sus compañeros de clase asiáticos y blancos

Más de 200,000 estudiantes no están alcanzando las metas de nivel de grado en matemáticas y lectura en Los Ángeles.
Más de 200,000 estudiantes no están alcanzando las metas de nivel de grado en matemáticas y lectura en Los Ángeles.
Foto: FREDERIC J. BROWN / AFP / Getty Images

Durante meses, investigadores e instituciones educativas han advertido sobre los efectos devastadores que la pandemia y el cierre de escuelas han tenido sobre el progreso académico de los estudiantes.

Un análisis publicado por Los Ángeles Times, muestra caídas profundas en las calificaciones en áreas clave de aprendizaje, donde los estudiantes hispanos de la ciudad de Los Ángeles se han visto particularmente afectados.

La brecha en las calificaciones que existía antes de la pandemia entre los estudiantes latinos y sus contrapartes blancos y asiáticos se amplió hasta 21 puntos porcentuales.

Los puntajes de lectura en las escuelas de primaria cayeron 7 puntos porcentuales en general, mientras que las brechas entre los estudiantes hispanos y sus compañeros de clase blancos y asiáticos crecieron a 26 puntos porcentuales o más.

Más de 200,000 estudiantes no están alcanzando las metas de nivel de grado en matemáticas y lectura.

El análisis destaca los desafíos futuros para los profesores de Los Ángeles, a medida que los estudiantes regresan a las aulas y enfrentan necesidades sin precedentes.

El esfuerzo masivo de recuperación educativa que se está llevando a cabo en el segundo distrito escolar más grande del país sigue a un año y medio de agitación sin precedentes.

Cuando las escuelas cerraron sus puertas, el distrito luchó por cerrar una brecha digital masiva y girar hacia el aprendizaje en línea, mientras que las familias en algunas de las áreas más pobres de la ciudad enfrentaron dificultades de vida o muerte por coronavirus que se encontraban entre las peores de la nación.

Concentrándose en la seguridad, el distrito tardó más en reabrir escuelas en comparación con otros y aprovechó de manera limitada las reglas estatales que le permitían traer a los estudiantes vulnerables al campus.

Durante meses, requirió menos minutos de instrucción en línea en vivo que muchos otros sistemas escolares, un acuerdo forjado con el sindicato de maestros para brindar flexibilidad para todos durante la emergencia pandémica.

Cuando el distrito comenzó a reabrir las escuelas en abril, la asistencia en persona fue baja, especialmente en las escuelas secundarias, donde los estudiantes estaban limitados a tomar clases en línea desde el colegio.

Los estudiantes que estaban más atrasados ​​antes de la pandemia experimentaron mayores disminuciones.

Por ejemplo, el porcentaje de calificaciones A, B y C que obtuvieron los estudiantes latinos en la primavera de 2021 se redujo en más de 10 puntos porcentuales en comparación con el otoño prepandémico de 2019, de aproximadamente un 79% a un 68%.

Los estudiantes de inglés vieron una caída de 12 puntos porcentuales, del 70% al 58%.

Los estudiantes blancos y asiáticos también vieron caer las calificaciones, pero aproximadamente a la mitad de la tasa de los hispanos.

Para los estudiantes asiáticos, eso significa que el porcentaje de A, B y C pasó del 94% en el otoño de 2019 al 90% en la primavera de 2021. Para los estudiantes blancos, pasó del 89% al 84%.

Para los estudiantes afroamericanos, la caída fue de aproximadamente 6 puntos porcentuales.

Aproximadamente el 76% de las calificaciones obtenidas en el otoño de 2019 fueron A, B y C, en comparación con el 70% en la primavera de 2021.

Aproximadamente 180,000 estudiantes del Distrito Escolar Unificado de Los Ángeles que fueron evaluados durante el año académico 2020-2021 no alcanzaron las metas de lectura de nivel de grado, y los datos empeoraron durante la pandemia, según muestran las evaluaciones.

Los estudiantes blancos y asiáticos, que antes de la pandemia eran significativamente más propensos a cumplir con las metas de nivel de grado, solo vieron caídas graduales o tuvieron resultados en gran medida sin cambios durante el cierre de las escuelas.

Las evaluaciones de matemáticas también mostraron que cientos de miles de estudiantes no alcanzaron las metas del nivel de grado.

A nivel de primaria, aproximadamente solo el 21% de todos los estudiantes que fueron evaluados hacia el final del año escolar 2020-2021 estaban cumpliendo con las metas del nivel de grado.

Para los estudiantes latinos, fue menos del 18%, en comparación con aproximadamente el 43% de los estudiantes asiáticos y el 34% de los estudiantes blancos.

En grados de secundaria y preparatoria, más del 75% de los estudiantes latinos que tomaron la prueba Renaissance Star de matematicas al final del año escolar 2020-2021 estaban por debajo del nivel de grado y probablemente necesitaban intervención.

La mayoría de los estudiantes blancos y asiáticos estaban a nivel de grado o por encima de él.

Leer más
* Más que nunca los estudiantes latinos están tratando de titularse, pero sigue siendo costoso y complicado
* Becan a jóvenes que nunca se dieron por vencidos en el sur de Los Ángeles
* Nonagenario enseña matemáticas a estudiantes del Este de Los Ángeles