Cuáles son las sanciones por conducir bajo los efectos de drogas o alcohol en New Jersey

En el estado de New Jersey, como en muchos otros estados, conducir bajo efectos de drogas o alcohol es considerado un delito que implica varias sanciones establecidas por el MVC

Conducir bajo efectos de drogas o alcohol es considerado un delito en todo Estados Unidos.
Conducir bajo efectos de drogas o alcohol es considerado un delito en todo Estados Unidos.
Foto: energepic.com / Pexels

La Comisión de Vehículos Motorizados (MVC) es la agencia encargada de conceder los privilegios a los conductores en el estado de New Jersey y también se encarga de privarlos cuando estos cometen infracciones. Siendo el equivalente del DMV que existe en otros estados, esta oficina vigila el desempeño en torno a las licencias y permisos que expide para garantizar la seguridad en las carreteras. Por esa razón, aquellas personas que conducen bajo efectos de drogas o alcohol (DUI o DWI) no pasan desapercibidas para el MVC. El delito es muy bien conocido en todo el país porque representa una de las prácticas más peligrosas y, por tanto, una de los más penadas. Para evitar su proliferación, este organismo ha establecido varias sanciones que aplican a todos los conductores que son atrapados bajo estas circunstancias:

1. Multas y recargos que pueden agravarse según sean los alcances del hecho ocurrido.

2. Suspensión de licencia por un tiempo determinado. Según sea la gravedad de la infracción, el MVC determina el tiempo de retención del documento.

3. Instalación de un dispositivo de bloqueo de encendido, también conocido como “dispositivo de enclavamiento”, un artefacto que impide que el conductor encienda el auto si sobrepasa el límite permitido de concentración alcohol en la sangre (BAC).

4. El tiempo en prisión también es considerado en los casos de condenas por conducir bajo efectos de drogas o alcohol.

5. En algunos casos, la corte de tráfico puede requerir que el infractor cumpla servicio comunitario para reducir su condena.

6. También es probable que sea necesario que el conductor complete un programa de educación para conductores o curso de conducción defensiva.

El límite de concentración de alcohol en la sangre (BAC) en el estado está por debajo de 0.08%. Por lo tanto, cuando un conductor obtiene este valor o más en la prueba de aliento, las autoridades procederán a levantar cargos en su contra. El índice BAC no es exclusivo para casos relacionados con alcohol, también aplica para las personas que consumen otro tipo de sustancias, desde drogas hasta medicamentos recetados, incluso la ingesta de algunos jarabes para la tos o el resfriado son considerados peligrosos por su capacidad para dopar a las personas y limitar la velocidad de respuesta.

Cuando las personas no cumplen con su condena por conducir bajo efectos de drogas o alcohol, el MVC puede tomar la decisión de retirar el privilegio de conducir de manera definitiva.

También te puede interesar: Qué estados en Estados Unidos te permiten tomar el curso de conducción defensiva online