Supervisores de LA reaccionan ante suicidio de joven

Recomiendan mayor entrenamiento para comprender y apoyar a los menores LGBTQ

La organización LEA ofrece talleres y grupos de apoyo a niños y adolescentes.
La organización LEA ofrece talleres y grupos de apoyo a niños y adolescentes.
Foto: Cortesía Latino Equality Alliance / Cortesía Latino Equality Alliance

Andrew M., un joven transgénero de 19 años de edad, se suicidó el pasado 4 de septiembre, en el sistema de crianza de transición del condado de LA.

Esta semana, y como respuesta a la tragedia, las supervisoras del condado de Los Ángeles, Hilda Solís y Sheila Kuehl presentaron una moción para desarrollar mayor entrenamiento y programas que reduzcan el rechazo de las familias hacia niños y jóvenes LGBTQ.

Las supervisoras también pidieron una investigación de la Oficina de Protección Infantil sobre el suicidio de Andrew.

Se estima que casi el 20% de los jóvenes de crianza del condado de LA se identifican como LGBTQ, casi el doble de los jóvenes LGBTQ en la población general. Dicho jóvenes  enfrentan mayores riesgos de ser rechazados por sus familias, cometer suicidio y consumir drogas.

“Es importante explorar la conexión entre el rechazo y prejuicio que experimentan demasiados jóvenes LGBTQ y la depresión”, indicó Mónica Trasandes, vocera de GLAAD. “Les rogamos a los familiares de jóvenes gays, lesbianas, bisexuales o transgénero que ofrezcan apoyo a sus hijos y hijas, nietos, hermanas, sobrinos. Y que no les de pena buscar ayuda con grupos como PFLAG en español que es para padres y familias”, agregó Trasandes

“Trágicamente, los niños y jóvenes LGBTQ sufren abusos, abandono y negligencia antes de ingresar al sistema de cuidado de crianza, al igual que otros niños y jóvenes. Además, muchos niños y jóvenes LGBTQ llevan una capa adicional de trauma que viene con el rechazo o el desprecio debido a la orientación sexual, el género, la identidad de género o la expresión de género ”, expresó Solis en un comunicado.

“Con la muerte de Andrew, las disparidades en el tratamiento se corregirán en reconocimiento de la importancia de la vida de estos jóvenes para mí, para sus familias y para este condado en general ”.
La Junta también aprobó desarrollar más entrenamiento para las familias de crianza y los trabajadores de bienestar infantil, sobre el desarrollo e identidad de menores LGBTQ.

“Es muy importante asegurarse de que nuestro personal (del Departamento de Servicios para Niños y Familias) realmente comprenda la historia única y las experiencias traumáticas de estos jóvenes para que puedan trabajar de manera efectiva y sensible cuando colocan a los jóvenes LGBTQ en hogares de acogida que los apoyen y permitan prosperar y sentirse seguros ”, dijo Kuehl. “ Se necesita capacitación para encontrar los enfoques adecuados ”, agregó.