10 cosas que probablemente no sabías de los ángeles de la guarda

Los ángeles de la guarda son quienes protegen y guían a todos los seres humanos

10 cosas que probablemente no sabías de los ángeles de la guarda
Todos tenemos un ángel de la guarda.
Foto: S. Hermann & F. Richter / Pixabay

Los seres humanos, sin excepción alguna, poseen un ángel de la guarda que los acompaña desde el momento de su nacimiento hasta la muerte, según la tradición cristiana. La misión de estos entes divinos es guiar a su protegido en las situaciones más difíciles y supervisa que elija el camino del bien, aunque haya quienes opten por el camino más fácil (en la religión, la posibilidad de elección sin que Dios interceda se llama libre albedrío).

Existen características que todos los ángeles de la guarda poseen y que probablemente, no sabías. El portal Holy Art reseña 10 cosas de estos seres divinos que debemos saber.

1. Los ángeles de la guarda existen

Hay que partir de la idea que los seres que nos protegen siempre están junto a nosotros y, probablemente, todos los sentimos principalmente en la niñez.

2. Siempre han existido

Nuestro ángel de la guarda no se creó al momento en que nacimos; según la religión cristiana, Dios los creó al mismo tiempo que a todos los ángeles.

3. No todos los ángeles están destinados a ser de la guarda

Existe una jerarquía angelical con relación a Dios. Algunos ángeles en particular son seleccionados para esta tarea en específico.

4. Todos tenemos un ángel de la guarda

Aunque podemos solicitar ayuda de los 7 arcángeles más poderosos, tenemos solo un ángel de la guarda que nos cuida y protege; no podemos compartirlo con nadie.

5. El ángel de la guarda te guía en tu camino hacia el cielo

No puede obligarnos a elegir el camino del bien, no decide por nosotros, actúa como un consejero silencioso que nos enseña hacia dónde debemos ir para ganarnos un lugar en el paraíso.

6. Nunca nos abandona

Es un amigo invisible que siempre estará a nuestro lado y nunca nos abandonará, ni en el más allá.

7. No es el espíritu de una persona muerta

Como mencionamos anteriormente, Dios creó a todos los ángeles al mismo tiempo, no nacen como los seres humanos, siempre ha existido. Una persona que amamos y muere no se convierte en tu ángel de la guarda porque su espíritu va hacia el cielo.

8. Los ángeles de la guarda no tienen nombre

El trabajo de los seres humanos no es ponerles nombre a sus ángeles de la guarda, probablemente sí lo tengan, como el caso de los ángeles más poderosos (Miguel, Rafael y Gabriel), pero no sería adecuado que les atribuyamos un nombre específico a los seres que siempre están con nosotros.

9. Lucha a nuestro lado con toda su fuerza

El ángel de la guarda es un luchador fuerte que usa su valentía y batalla cuando nos sentimos más frágiles en la vida.

10. Son mensajeros de Dios

Ellos son los encargados de llevar nuestros mensajes a Dios y viceversa; una de sus labores es hacernos comprender su palabra y conducirnos en la dirección correcta.

Te puede interesar:

  1. Las formas más populares de comunicarse con los muertos
  2. Cómo evitar una crisis emocional con prehnita, la piedra espiritual
  3. Clariaudiencia, el sorprendente poder psíquico de escuchar a los espíritus
Consulta tu horóscopo
de hoy