Hertz recibe autorización para vender en plena quiebra $1,000 millones de dólares en acciones

Se trata del último esfuerzo de la compañía para sacar provecho de la volatilidad del precio de las acciones
Hertz recibe autorización para vender en plena quiebra $1,000 millones de dólares en acciones
Los analistas mencionan que una venta de la compañía sería inusual en medio de la bancarrota.
Foto: Justin Sullivan / Getty Images

Hertz fue autorizado vender hasta $1,000 millones de dólares en acciones por el Tribunal de quiebras de Delaware. Después de la noticia, las acciones de la empresa dedicada a la renta de automóviles subieron un 37.38% hasta alcanzar un precio de $2.83 dólares por unidad, aunque después, por operaciones del mercado, cayeron un 8.48%.

La aprobación de la venta de las acciones se produjo un día después que Hertz solicitó permiso para vender 246.8 millones de acciones no emitidas a Jefferies LLC de acuerdo con información de CNBC.

Relacionado: Por qué el gigante de renta de autos Hertz se declaró en bancarrota.

La venta de las acciones es vista como una oportunidad para que los deudores recauden capital bajo mejores condiciones, dijo la compañía en un comunicado. Las ganancias obtenidas serán utilizadas para fines generales de capital de trabajo. Las acciones de la compañía triplicaron su valor en lo que va del mes de junio y ganaron cerca de un 10% esta semana.

Después que la empresa se declaró en bancarrota el 22 de mayo los títulos de la compañía alcanzaron un mínimo histórico de 56 centavos de dólar pero aún están muy lejos de alcanzar su precio máximo de $110.61 dólares registrado en agosto de 2014.

Relacionado: Los vendedores de bicicletas están preocupados por sus inventarios, las ventas se disparan durante el coronavirus.

La empresa se declaró en bancarrota después que la crisis del coronavirus redujo de manera drástica la demanda de servicios en los mostradores de los aeropuertos de todo el país además de acumular malos resultados durante los últimos cuatro años en que la empresa ha estado perdiendo dinero.

La competencia en el alquiler de coches fue otro factor que la llevaron a la bancarrota cuando comenzó a sufrir un descalabro con el desarrollo de plataformas como Uber y Lyft que permitieron a los clientes la posibilidad de compartir automóviles sin tener que conducirlos.

La compañía dijo en una presentación pública ante la Comisión de Valores y Bolsa que está apelando una solicitud para evitar que saquen a Hertz de la lista de la Bolsa de Valores de Nueva York.

También te interesará: