Escándalos, deudas y malos resultados: El paso de Bartomeu al frente del Barcelona

A pesar de ganar 13 títulos durante su dirigencia, Josep María Bartomeu acumulo un caudal de malas decisiones que han desembocado en su detención este lunes

Escándalos, deudas y malos resultados: El paso de Bartomeu al frente del Barcelona
Bartomeu renunció a la presidencia del club en octubre.
Foto: Getty Images

Luego de confirmarse la detención de Josep María Bartomeu, expresidente del FC Barcelona que ocupó el puesto desde el 2014 y hasta el 2016, y pese a cosechar 13 títulos en ese lapso, el ejecutivo tomó malas decisiones temporada tras temporada que al acumularse han desembocado en lo acontecido este lunes.

Junto al presidente fueron detenidos su mano derecha Jaume Masferrer, el director general Óscar Grau y el jefe de los servicios jurídicos Román Gómez-Ponti por los Mossos d’Esquadra, sin embargos los dos últimos ya fueron liberados, mientras que Bartomeu y Masferrer pasarán la noche en la comisaría.

Una deuda millonaria

El Barcelona debe € 196,7 millones de euros en traspasos de jugadores, según el ejercicio fiscal que la entidad azulgrana hizo público hace algunas semanas y que confirma su más que delicada situación económica.

El club ha aumentado en un 55,5% la deuda neta en una sola temporada, pasando de los € 217 millones de euros del ejercicio 2018-2019 a los € 488 millones del 2019-2020. Y también ha incrementado en un 31% la deuda a corto plazo, que pasa de € 505,5 millones a € 731 millones de euros.

Este déficit se debe a los caros traspasos de jugadores como Frenkie De Jong, Philippe Coutinho, Francisco Trincao, Junior Firpo, Matheus Fernandes.

La salida de Neymar y sus pésimos sustitutos

La salida del astro brasileño comenzó a resquebrajar la relación entre la directiva con los jugadores y los aficionados. El nivel de identificación de Ney con la afición culé y sobre todo con sus compañeros de aquel imponente tridente que formaba junto Messi y Luis Suárez.

La crítica se agudizó a partir del despilfarro de los € 222 millones de euros que pagó el PSG por Neymar en el fichaje de Dembélé y de Coutinho, dos incorporaciones récord de más de 100 millones de euros y que hasta la fecha, ninguna ha dado sus frutos.

La relación entre Lionel Messi y el club está a punto de romperse

Antes de la llegada de Bartomeu, era casi imposible imaginar a Leo Messi salir del club de su vida, sin embargo el trato del presidente con la máxima estrella blaugrana se desgastó tanto, que se puede ver la frustración de astro argentino cada vez que el Barcelona ha sido goleado en Champions League, y en sus cada vez más frecuentes malos partidos en Liga y Copa.

El colmo sucedió este año cuando el acoso hacia Messi llegó a niveles de culparlo de las malas finanzas del club debido al alto salario que el club le paga al goleador rosarino. Las cifras estratosféricas que hablan de más de $600 millones de dólares por salario más bonos han hecho estallar a la opinión pública.

El mismo Josep María Bartomeu es uno de los sospechosos de la filtración como una estrategia política de cara a las próximas elecciones del club, a las que es candidato.

Los Mossos d’Esquadra han destacado la “actitud y colaboración” del FC Barcelona en los registros en sus oficinas y en la investigación del caso vieron posibles delitos de administración desleal y corrupción entre particulares, para registrar las oficinas del Barça situadas en el Camp Nou a petición de la jueza con el objetivo de hacerse con información del caso denominado popularmente como ‘Barçagate’ e interrogar a diferentes trabajadores del club.

Te puede interesar:

Tarjeta Roja: Ronald Koeman tiene al Barcelona en punto muerto

Cuando todos lo veían en el PSG: el Manchester City prepara una oferta histórica para fichar a Leo Messi